jueves, 28 de mayo de 2015

08:12:00
MÉRIDA, Yucatán, 28 de mayo.- "Aquí soñamos con hacer un partido distinto, un partido de ciudadanos, un partido donde la gente pudiera realmente tener confianza", expresó Silvia López Escoffié, Coordinadora Estatal de Movimiento Ciudadano, respecto a los motivos que la llevaron a regresar a la política tras haberse retirado años antes.

Silvia López, Coordinadora Estatal de MC (foto: JMRM)

En entrevista exclusiva con Libertad de Expresión Yucatán, la también candidata a diputada por la vía plurinominal recordó que fue invitada a sumarse a Movimiento Ciudadano hace ya dos años por Armando Méndez de la Luz, quien fuera su enlace cuando contendió en 2007 por la alcaldía de Mérida postulada por el instituto político, entonces conocido como Convergencia.

"Es uno de los fundadores de Movimiento Ciudadano, uno de los que estuvieron en la cárcel injustamente. Fue un preso político, aunque digan que no. Aunque la gente quiera desprestigiar a Dante (Delgado) yo no lo creo" dijo respecto a los fundadores del partido.

"40 personas fueron presos políticos porque se manifestaron por una diferencia con el gobierno en turno que era de Chirinos, que ha sido el peor gobierno en la historia de Veracruz. Un gobierno represor y un gobierno de los más sucios. Por expresarse en contra fueron metidos a la cárcel", dijo recordando la gestión del priista Patricio Chirinos Calero, gobernador de Veracruz de 1992 a 1998, y la represión contra sus opositores.

Tras escuchar y analizar la propuesta de Méndez, Silvia López puso una serie de condiciones que, asegura, a la fecha han sido respetadas.

"Ellos se comprometieron a no interferir en los procesos, en apoyar en todo lo que pudieran siendo que somos un partido chico, y con ese compromiso fui a México a hablar con Dante y le puse mis condiciones"

Indicó que, de esta manera, le han permitido hacer un partido como lo soñó desde sus tiempos en el Frente Cívico Familiar.

Recordó que en aquel entonces, años antes de militar en Acción Nacional, fue la única representante ante el Registro Zapatista.

"Yo estoy a favor de los zapatistas hasta hoy... fui a ver a Samuel Ruiz, creía en ese movimiento como sigo creyendo", expresó.

Silvia López también destacó que, desde esos tiempos, fue representante general de varios partidos cada que había elecciones con el fin de defender el voto:

"Yo siempre he sido representante general, desde el año 90 que entré al Frente Cívico hasta la fecha. Sólo cuando fui candidata no lo he sido. Me gusta participar en la observación electoral. No me quedo acostada viendo cómo se roban los votos. He defendido con mi cuerpo el robo de ánforas, lo hemos evitado... otras veces no pude".

Al refundar en Yucatán Movimiento Ciudadano, comentó, se acercó a numerosos grupos cívicos. Fue a ver a Guillermo Vela Román, del Frente Cívico, y no quiso participar, al igual que el Padre Raúl Lugo Rodríguez, de Grupo Indignación.

"No están en contra, pero no conté con ellos para empezar. Invité a todas las agrupaciones de jóvenes en esa época", recordó.

"Invité a Gustavo Herrera (Rosado), me extraña tanto su actitud", dijo en referencia a uno de los jóvenes fundadores de la asociación civil Librepensadores de México.

La entrevistada indicó que tuvo muchas reuniones con él al igual que con gente del Frente Cívico, Arturo Cetina Bautista de Acciones Líderes, Marbella Casanova Calam del PRD y Julio Sauma Castillo del PAN para intentar conformar un frente ciudadano amplio.

Respecto a su paso de la sociedad civil a la política, primero a través de Acción Nacional y actualmente en Movimiento Ciudadano, remarcó que la persona no deja de ser ciudadana, comprometida con sus causas y su libertad de pensamiento y de acción por participar en un partido.

"La sociedad castiga cuando te atreves a dar este salto... los grupos organizados sancionan", recordó.

"El chiste es no estar haciéndose cómplice de bandidos, es cuando auténticamente pierdes tu calidad de ciudadano, en el momento que te coludes con grupos internos de partido que buscan el bien particular", dijo, remarcando que es necesario contar con partidos fuertes que representen a la ciudadanía.

"Al contrario, debería de ser al revés, porque más ciudadano es el que se compromete que el que no. Está muy chévere desde un café, como hace Gustavo, hablotear y decir y proponer", expresó la entrevistada.

Santiago Creel, Bernardo Bátiz, Eugenio Ortiz Pinchetti, Tatiana Clouthier y José Antonio Crespo son algunos ejemplos que dio la entrevistada de gente de la sociedad civil que ha dado el salto y se ha atrevido a participar en la política. (JMRM)