martes, 22 de noviembre de 2016

23:51:00
MÉRIDA, Yucatán, 22 de noviembre.- Como parte de las primeras acciones del Programa de Igualdad de Género, la Universidad Autónoma de Yucatán (UADY) pidió a los estudiantes de la Unidad de Bachillerato con Interacción comunitaria (UABIC), ser promotores de ambientes libres de violencia, sobre todo en sus hogares y, los convocó a que, si han vivido o viven problemas de ese tipo, sepan que pueden detenerlos con la ayuda de sus profesores.


La UADY presentó su Programa Institucional de Igualdad de Género con el propósito de promover en toda la comunidad universitaria, una cultura a favor del respeto y contribuir al cambio de actitudes y conductas.

Las acciones en formación de valores y derechos, capacitación al personal, más asignaturas sobre el tema de perspectiva de género y en general, más investigación, se han puesto en marcha en escuelas preparatorias, facultades y todo centro de trabajo de esta casa de estudios.

En la presentación del programa en la UABIC, ubicada al Sur de la Ciudad, la Dra. María Rosado y Rosado, académica de la Facultad de Psicología, ofreció a los estudiantes una conferencia titulada “La violencia hacia la mujer en la relación de pareja”, en donde advirtió que los jóvenes tienen la capacidad para detener la violencia y no repetir patrones heredados de la familia.

“Desde la infancia se van formando los patrones y si yo veo que papá trata bien a mamá, yo no voy a entender que venga un hombre a querer tratarme mal, pero si ya llegué a la adolescencia y ya vi que mi mamá está en problemas de este tipo, yo puedo evitar no repetir lo mismo”, subrayó.

Explicó que la violencia es una problemática que debe incluir una atención multidisciplinaria porque se incluyen aspectos socioculturales y psicológicos de la personalidad, “no podemos ver el problema solamente desde la perspectiva de la antropología, sociología o psicología”.

A pesar de que es un problema complejo, que puede estar muy enraizado en las familias, sí es posible detenerlo, insistió.

Con atención profesional, dijo, hemos logrado que mujeres no reediten vínculos parentales en los que habían estado sumidos con maltratos y actitudes negativas, y ahora estas mujeres son un radar contra hombres maltratadores, y lo mismo, se ha logrado con hombres violentos que se han rehabilitado.

Rosado y Rosado, académica de la Facultad de Psicología explicó que la violencia requiere una atención de tipo multidisciplinaria porque con el fin de cubrir aspectos de todo tipo como los psíquicos del desarrollo de la personalidad; de lo contrario, no se podría explicar porque en una misma familia no todas las mujeres son maltratadas, ni todos los hombres son maltratadores.

Citó estadísticas que a nivel mundial indican que el 33% de las mujeres han sufrido o sufren algún tipo de violencia, mientras que a nivel nacional la situación aumenta a un 55% de la población de mujeres.

El problema es mayor para Yucatán donde un 88% de las mujeres refieren haber vivido o estar viviendo violencia, siendo la más común la de tipo psicológico, seguida de la física, económica y, por último, de tipo sexual.

“Aquí si tenemos problemas serios, aquí en la tierra de “Reina de Reinas”, de canciones que destilan miel, donde somos tan románticos, aquí el problema es mayor”, manifestó.

Dijo que la más reciente definición sobre la violencia se dio en el año 2010 por la Organización de Estados Americanos (OEA) de la ONU, la que indica que es toda manifestación que se da a manera de atentado contra la integridad de las personas, contra la justicia y los derechos humanos.

La violencia supone siempre el ejercicio del poder, donde hay un arriba y un abajo, donde siempre alguien que está en una posición de mayor poder y en situación de complementariedad, dijo.

Y citó que la violencia se puede presentar en cualquier ambiente ya sea de relación sentimental, como laboral, social y organizacional.

Para el caso de la relación de pareja, dijo, se requiere de mucha mayor atención ya que la violencia no siempre es entendible para aquellos que la viven y mucho menos para aquellos que la observan, “tiene muchos valores de carácter simbólico, especialmente la violencia psicológica”.

El programa de Igualdad de Género de la UADY buscará alinear a los mandatos nacionales e internacionales, la normativa institucional que contiene la Máxima Casa de Estudios y que en las modificaciones y creaciones de programas educativos se incorpore la perspectiva de género.

Formación integral que motiva pertinencia y emprendimiento

Universitarios extienden sus proyectos de emprendimiento hacia nuevos mercados

La creatividad y emprendimiento son parte fundamental en la formación integral que reciben los jóvenes universitarios y que permea en todas las disciplinas, tal como lo confirman egresados de la Licenciatura en Trabajo Social de la Facultad de Enfermería que ahora extienden hacia nuevos mercados sus proyectos emprendedores, de tipo comercial y social.

Los universitarios coinciden en que la formación integral que recibieron de la Universidad Autónoma de Yucatán (UADY) fue clave para desarrollar sus habilidades inventivas, que son tan importantes para emprender un proyecto.

Sofía Castro Sánchez, egresada de Trabajo Social, hace unos seis meses que impulsa su proyecto “Detoux”, que consiste en agua natural con infusiones y rodajas de frutas, que por ahora la presenta en tres sabores: coco, fresa y kiwi.

El proyecto, que impulsa junto con Ediel Jiménez, egresado de la Facultad de Derecho, se concretó en mayo pasado y un mes después lo empezaron a presentar en una edición del programa Biciruta del Ayuntamiento de Mérida. Cada domingo exhiben a la venta estas aguas.

Hace unas semanas, participaron en la Expocomercio 2016 en donde lograron buena aceptación e incluso, el comité organizador determinó otorgarles el premio al mejor producto por tener un buen desplazamiento en ventas.

“Yo soy trabajadora social, pero todos podemos emprender siempre y cuando tenga la convicción de así hacerlo; ya no hay aquello de que sólo los mercadólogos, administradores”, dijo.

Explicó que durante su formación profesional pudo aprender como parte de las asignaturas, áreas relacionadas sobre proyectos y recursos humanos, y fue por eso que al salir de la carrera ya tenía yo una idea muy firme sobre querer emprender.

Otro ejemplo de emprendimiento, es Ricardo Chan Trujeque, egresado de la misma facultad y actualmente profesor de ese plantel, quien durante su formación profesional pudo identificar sus habilidades en el emprendimiento y ya lleva unos años con su proyecto denominado “Sí a vivir, no a sobrevivir”, dirigido a adolescentes y padres de familia.

El profesor resaltó que su proyecto incluye campañas de tipo social a través de redes sociales y visitas a escuelas preparatorias. Se dijo agradecido por estar logrando el impacto positivo en los jóvenes.

“La realidad es que con este proyecto busco una sensibilización y fortalecimiento en la información que reciben los adolescentes”, dijo.

La adolescencia, agregó, es una etapa de 180 grados, donde cambios físicos, emocionales y psicológicos dependen del contexto en que se estén desarrollando y en este caso, la intención es potenciar a la escuela, amigos y familia como redes de apoyo para que el joven pueda tener una adolescencia positiva y construir una identidad correcta.

Este proyecto de tipo social ya se llevó a unas ocho escuelas de nivel básico y medio superior de la ciudad, así como en los Cobay de Chenkú y de Ticul. En breve, estará en Tixmehuac y también en el Cobay de Tekit.

Ambos proyectos cuentan con redes sociales en Facebook e Instagram.

Para el caso de las aguas naturales también tiene un correo detoux@hotmail.com

Y en el caso de la campaña social tiene un blog bajo el nombre “Sí a vivir, no a sobrevivir” y en breve contará con una aplicación móvil.

Estudiantes de la UADY comparten la mirada crítica del acontecer social

Facultad de Ciencias Antropológicas reúne a 18 universidades del país, en el Primer Congreso Interuniversitario de Estudios Literarios y Lingüísticos

Estudiantes de 18 universidades del país se reúnen en esta Casa de Estudios para compartir la mirada crítica del acontecer social a través del Primer Congreso Interuniversitario de Estudios Literarios y Lingüísticos, que se realiza del 22 al 25 de noviembre.

Conferencias magistrales, talleres, tertulias literarias y mesas de diálogo son parte del encuentro que surge a iniciativa de los estudiantes de la Licenciatura en Literatura Latinoamericana de la Facultad de Ciencias Antropológicas de la UADY.

En las jornadas se reunirán más de 80 estudiantes de universidades como la Nacional Autónoma de México (UNAM), la Metropolitana (UAM), la de Morelia, Veracruz, Nuevo León, así como de Baja California, de Quintana Roo y un representante de la Universidad de Colombia, entre otras.

Al inaugurar el encuentro denominado “Silencio, palabra y poder: Resonancias en el cuerpo lingüístico-literario”, la directora de la Facultad de Ciencias Antropológicas, Celia Rosado Avilés manifestó que estos encuentros son de vital importancia porque fortalecen el compromiso y responsabilidad social que tienen las universidades.

Destacó la importancia y pertinencia de los temas que abordarán los estudiantes, sobre todo en estos tiempos de problemas sociales a nivel nacional e internacional, donde la palabra y el poder juegan un papel preponderante.

“Como universitarios tenemos que tener muy claro el compromiso social, el marco internacional nos obliga a voltear a ver a los medios de comunicación y escuchar atentamente las palabras y aún más, aquellas palabras del poder”, subrayó.

Raúl Lara Quevedo, de la Coordinación de Difusión Cultural de la Universidad, resaltó el alto compromiso social que distingue a los estudiantes en ciencias sociales, ya que son agentes de cambio que detectan problemas sociales y proponen soluciones a través de la palabra.

Por su parte, Mariana Pool Ucán, integrante del comité organizador del congreso manifestó que una de las prioridades de los estudiantes será consolidar este encuentro para convertirlo en una tradición para los estudiantes del área. 

Hizo ver el fuerte interés de los jóvenes por tener estos espacios de diálogo, que son oportunidad para presentar la palabra a través de las diferentes expresiones de diálogo, oralidad, análisis, pensamiento, entre otros.

“Al abrir espacios para el diálogo, crítica y autocrítica aspiramos a compartir los silencios y palabras, así como el juego de poder que también generaremos, todo esto combinando la experiencia de profesionales con el entusiasmo de nosotros los jóvenes”, dijo.

El congreso ofrecerá un total de 58 ponencias, así como 27 actividades relacionadas con el análisis y tertulia literaria. Las sedes son el Edificio Central Universitario, la Facultad de Arquitectura y otras áreas externas enclavadas en el centro histórico, como Mayan Pub, Marley´s, entre otros.

Como parte del encuentro, los participantes estarán donando libros que posteriormente serán entregados a la Biblioteca de Casa Crisal, la Casa Hogar para niñas y adolescentes que han sufrido abuso.

Signan convenio de colaboración IDEY - UADY

Se busca promover proyectos y programas de recreación y activación física en la comunidad universitaria

Con el propósito de promover el deporte y la activación física entre sus estudiantes, académicos y trabajadores administrativos y manuales la Universidad Autónoma de Yucatán (UADY) signó un convenio general de colaboración con el Instituto del Deporte del Estado de Yucatán (IDEY).

Se busca atender las necesidades prioritarias de la Universidad y la sociedad en general relacionadas con el deporte, la activación física y la salud integral. Este convenio pretende que a través de proyectos y programas de recreación y activación física disminuir la obesidad, el sedentarismo y la hipertensión que afecta a gran parte de la población.

A través de este acuerdo se promoverán cursos, talleres y activación física para la comunidad universitaria. Actualmente la UADY cuenta con un programa institucional de cultura física y deporte que fomenta el cuidado de la salud y la promoción de la activación física, explicó el Rector José de Jesús Williams.

El trabajo colaborativo y la vinculación son estrategias que tiene la Universidad para desarrollar proyectos con diferentes instituciones gubernamentales y académicas con el propósito de fortalecer la práctica del deporte que ayuden a mejorar la calidad de vida de la comunidad, agregó.

El Rector comentó que el deporte cultiva, forma y es generador de disciplina, responsabilidad, compromiso, ética, así promotor de valores fundamentales para los jóvenes en formación.

Por su parte, Juan Manuel Sosa Puerto, director general del IDEY indicó que esta institución proporcionará a la Universidad instructores para capacitar promotores y profesores deportivos. “El programa de activación física cuenta con 75 instructores que impartirán clase de ritmos latinos, zumba, así como la organización de torneos de fútbol, básquetbol y voleibol en las facultades y preparatoria de la UADY”, detalló.

Sosa Puerto resaltó que se capacitaran a estudiantes que quieran aprender y participar en las diferentes actividades para que en un futuro ellos puedan impartirlas entre sus compañeros.

Además, aplicarán periódicamente una serie de pruebas de medición que consisten en evaluar la capacidad y disposición de las personas para la práctica de alguna actividad física que contribuya a mejorar su estado de salud física. (Boletines)