jueves, 10 de noviembre de 2016

21:50:00
MÉRIDA, Yucatán, 10 de noviembre.- Más de 700 millones de pesos provenientes del ramo 23 fueron transferidos a 48 municipios de Yucatán, por parte del Gobierno del Estado, cifra que casi duplica el monto del año anterior y que será destinada a obras públicas que impulsen y fomenten su desarrollo.


En representación del titular del Poder Ejecutivo, Rolando Zapata Bello,  el subsecretario de Gobierno y Desarrollo Político, Gaspar Quintal Parra, entregó dicho monto a los alcaldes de esas demarcaciones, el cual se aplicará en proyectos de repavimentación y construcción de calles, así como en la creación de parques y edificios culturales o deportivos.

Acompañado del secretario de Administración y Finanzas Alfredo Dájer Abimerhi, el funcionario estatal precisó que se realizaron diagnósticos a las necesidades de los municipios para delimitar las áreas a las que se dirigirán estos fondos, a fin de mejorar sus condiciones. Asimismo, subrayó que el compromiso del Gobierno del Estado es brindar a los ayuntamientos, con pleno respeto a su autonomía, la asesoría para poder aplicarlos de la manera adecuada.

"Ustedes en muchas ocasiones sienten un apremio e inclusive llega la angustia por carecer de los recursos necesarios para poder solventar todas las demandas que día a día los ciudadanos les vienen realizando, es por ello que estoy seguro que la aplicación se va a llevar de manera clara y eficiente", apuntó.

Los primeros en recibir sus cheques de manos de los funcionarios fueron, en representación del Ayuntamiento de Mérida, Jorge Peraza Sosa, por un monto superior a los 390 millones de pesos, así como los presidentes municipales de Baca y Maxcanú. Cabe mencionar, que el año anterior el monto total para Yucatán casi alcanzó los 400 millones de pesos.

A su vez, Dájer Abimerhi manifestó que con esta entrega se busca mover la economía de los municipios y recordó que en el 2017 las reglas de disciplinas financieras en estos y en las entidades federativas han cambiado, por lo que ahora son mucho más estrictas y serán mejor observadas por las auditorías que se realicen.

Ya cuentan con características especiales, que implican que los resultados de las auditorías sean reportados no sólo a la Cámara de Diputados, sino también a las autoridades que sancionan. Por eso, se formará un tribunal que se encargará de ello administrativa y penalmente, para quienes incurran en  el manejo de los recursos, afirmó.

En ese sentido, señaló que Yucatán no sólo debe destacar por tener una cifra récord ante el resto del país, sino también por su correcto uso de los fondos.

En la lista de demarcaciones beneficiadas figuran Abalá, Acanceh, Buctzotz, Cacalchén, Cantamayec, Chemax, Conkal, Dzan, Dzemul, Dzilam de Bravo, Dzilam González, Dzitás, Hoctún, Homún, Hunucmá, Izamal, Kanasín, Maní, Mocochá, Motul y Muna.

Además, Opichén, Oxkutzcab, Peto, Progreso, Sinanché, Sudzal, Tekantó, Tekax, Tekit, Telchac Pueblo, Telchac Puerto, Temozón, Tepakán, Tixcacalcupul, Tixkokob, Tixméhuac, Tizimín, Tunkás, Tzucacab, Umán, Valladolid, Xocchel, Yaxcabá, así como Yobaín.  (Boletín)