lunes, 21 de noviembre de 2016

18:39:00
MÉRIDA, Yucatán, 21 de noviembre de 2016.- A casi cuatro meses de su creación, el 25 de julio pasado, el primer Módulo Veterinario Municipal se confirma que era necesario establecerlo dada la elevada demanda de ciudadanos, pues hasta el pasado 11 registró 3,200 acciones para beneficio de más de 1,680 mascotas.

Entre sus actividades destacan 1,183 consultas, 298 vacunas antirrábicas, 460 esterilizaciones, 200 desparasitaciones, curaciones e inyecciones sin consulta y 1,059 desparasitaciones, curaciones e inyecciones con consulta previa.

El Módulo Veterinario Municipal, ubicado en el predio No. 97 de la calle 18, entre 19 y 21, de la colonia Chichén Itzá, funciona de lunes a viernes de 8 a 15 horas.

De acuerdo con información proporcionada, desde muy temprano se observa la presencia de ciudadanos que llevan a sus mascotas, en busca de atención por los servicios que se ofrecen a precios módicos.

Rafaela Prado Barrera y Elizabeth Aguirre Rodríguez, vecinas de la García Ginerés, hablan de su experiencia en el Módulo y califican como excelente al servicio, ya que la atención veterinaria, el cuidado de las mascotas y la calidez humana del personal son muy buenas.

Rafaela Prado Barrera y Elizabeth Aguirre Rodríguez, vecinas de la García Ginerés, hablan de su experiencia en el Módulo y califican como excelente el servicio. Son dueñas de 30 gatos y 6 perros.

La apertura del módulo, señalaron, es un acierto del Ayuntamiento que encabeza el alcalde Mauricio Vila Dosal, ya que los dueños de los animales encuentran un sitio ideal para proteger o sanar a sus mascotas.

Rafaela y Elizabeth cuentan que desde hace 20 años ellas adoptan animalitos sin dueño y ahí les brindan los cuidados necesarios de modo accesible, ya que antes les resultaban muy onerosos.

Estas mujeres, aunque indican que su casa no es un albergue de animales, en realidad eso parece, pues actualmente tienen 30 gatos y seis perros.

En esta ocasión, las mujeres llevaron para su esterilización cinco gatos y a un perrito. Como no es la primera vez que acuden al módulo veterinario, pueden dar una opinión sobre la calidad del servicio que ahí se ofrece, pues además de la consulta les ofrecen medicamentos.

A ellas, comentan, les mueve sólo el amor por los animales y el afán de servir a la sociedad, pues los animales sin dueño pueden llegar a ser un problema, pues podrían ser portadores de enfermedades. Además, con el cuidado de estos animales evitamos su proliferación innecesaria.

Durante un recorrido por el Módulo, Antonio Peraza Valdez, subdirector de Salud del Ayuntamiento de Mérida, señala que el lugar cuenta con una sala de vacunación, a cargo de 16 voluntarios que participan en las campañas respectivas y que, de manera alternada, ofrecen su apoyo permanente en el módulo municipal.

-Los voluntarios  también ofrecen el servicio a domicilio  y lo hacen debidamente identificados, pues cuentan con uniforme y con gafete que lleva el logotipo del Ayuntamiento, su fotografía, su nombre y  mi firma -explicó.

El servicio ha tenido tan excelente demanda que, desde su creación, el médico veterinario del módulo atendía de 25 a 28 consultas diarias.

Ante esto, agrega, se tomó la decisión de incluir a un veterinario más, de modo que a partir del 16 de septiembre pasado se cuenta con profesionales que ofrecen atención de forma simultánea en sendos consultorios.

Además, el módulo cuenta un área de preparación para la cirugía, donde se pesa y se hacen estudios previos a las mascotas antes de la intervención, un quirófano, y una sala de recuperación, donde los dueños acompañan a sus mascotas hasta que salen de la anestesia y se les proporciona información para su atención posoperatoria. Además, se les proporciona un teléfono de “Planned Pethood”, donde se les ofrece asesoría telefónica para la atención de sus mascotas.

El doctor Peraza indica que el módulo tiene capacidad para hacer hasta 15 o 16 esterilizaciones al día, aunque por lo general sólo realizan de nueve a 15. Las esterilizaciones están a cargo de un veterinario y un voluntario de “Planned Pethood”, que cubre el servicio del veterinario, y el Ayuntamiento que ofrece el quirófano y los insumos médicos.

En el área de recepción, dos personas se encargan de atender a los usuarios a su llegada y también están a cargo del teléfono 1-68-17-51, donde se proporciona información sobre el módulo. La atención de las mascotas es conforme lleguen al módulo, ya que no se ofrecen citas para las consultas.

Sólo en el caso de las esterilizaciones los interesados deben solicitar previamente cita y acudir el día fijado. La encargada del módulo es Ligia Moo Mezeta. Por la gran demanda de este servicio, los usuarios deben esperar unas seis semanas después de hacer su cita, aunque se realizan esfuerzos para acortar este período.

El costo por consulta veterinaria es de $15 y con medicamento puede llegar a $40. Medicamento $25, curaciones menores sin anestesia, $15; aplicación de inyección con jeringa, $5; desparasitaciones, $35, y esterilización $100.

La inversión ejercida en el módulo veterinario es de $277,828.49 y el predio que ocupa es propiedad del Ayuntamiento.