jueves, 24 de noviembre de 2016

19:25:00
WASHINGTON D.C., 24 de noviembre de 2016.- El presidente electo es Donald Trump. Para un mundo que esperaba un resultado diferente de la elección, las fotografías de la primera visita posterior a las elecciones de Trump a la Casa Blanca fueron desconcertantes. Muchos se sorprendieron al ver al presidente Obama estrechando la mano del hombre que pasó años propagando teorías de la conspiración sobre su certificado de nacimiento. Pero así funciona: La historia exige contrastes cuando los partidos transfieren el poder y gracia ante la lente. Lo sé de primera mano: durante 5 años mi trabajo fue perseguir al senador y luego presidente Obama con cámaras de varios tipos. Yo estaba allí, cámara a cuestas, el 10 de noviembre de 2008, cuando el presidente electo Obama se reunió con el presidente George W. Bush en la Casa Blanca.

El presidente George W. Bush muestra al presidente electo Barack Obama el despacho privado adscrito al Despacho Oval. "¡Tienes que mirar esto, Barack!", le dijo. (Arun Chaudhary)

El presidente George W. Bush y el presidente electo Barack Obama caminan por la columnata en la Casa Blanca. Cada vez que entraban en la vista del público, Bush comenzaba a hacer chistes. (Arun Chaudhary)

Fue un estudio en contraste: El canoso cansado y profundamente impopular presidente Bush y el fresco y joven ex senador por Illinois, recién ungido con un mandato nacional. "La gente piensa que estoy haciendo un muy mal trabajo. ¿Qué piensas de eso, Reggie?", preguntó el presidente Bush a Reggie Love, guardaespaldas de Obama, como si de verdad quisiera una respuesta, justo antes de sonreír para las cámaras en la columnata.

A medida que los días de Obama en 1600 Pennsylvania Ave se desvanecen, vale la pena echar una mirada hacia atrás: su primera visita al lugar que habría de llamar casa los próximos ocho años y su introducción al poder que viene con él. (Arun Chaudhary / Politico)

El presidente George W. Bush muestra el presidente electo Barack Obama para su caravana después de su visita. Mike, el agente del Servicio Secreto, quedó muy contento de haber terminado justo en el medio de la toma. (Arun Chaudhary)

El presidente George W. Bush y el presidente electo Barack Obama en el ascensor que conduce hasta la residencia. Se puede ver a Eric Draper, fotógrafo de Bush, en el espejo. (Arun Chaudhary)

El presidente electo Barack Obama mira por la ventana del Dormitorio de Lincoln en la Casa Blanca. "Ya tienen cortinas", bromeé con él. (Arun Chaudhary)

El presidente George W. Bush muestra al presidente electo Barack Obama el Discurso de Gettysburg en el Dormitorio de Lincoln. (Arun Chaudhary)

El presidente George W. Bush y la primera dama Laura Bush muestran al presidente electo Barack Obama las habitaciones en la residencia. La señora Bush tenía mucho interés en mostrar los posibles diseños para los dormitorios de la familia de Obama. (Arun Chaudhary)

El presidente George W. Bush y el presidente electo Barack Obama en la Oficina Oval. Le pregunté a Eric Draper si estaban sentados en los lados correctos y me dijo que en realidad no importaba. Reagan solía sentarse en el lado opuesto a la mayoría de los presidentes. (Arun Chaudhary)

El presidente George W. Bush muestra al presidente electo Barack Obama el Despacho oval. (Arun Chaudhary)

La primera dama Laura Bush bromea con Obama. (Arun Chaudhary)

El presidente George W. Bush presenta al presidente electo Barack Obama y Michelle Obama al Jefe de Ujieres de la Casa Blanca. (Arun Chaudhary)