martes, 23 de mayo de 2017

02:28:00
MÉRIDA, Yucatán, 23 de mayo.- María Eugenia del Pilar Núñez Zapata, veterana priista, fue una de las fundadoras de la asociación civil Poder Ciudadano Colectivo 4 de Julio, Mujeres sin Maquillaje y presidenta de la Cámara Nacional de la Mujer (Cadadem). Se recuerda que en 1997 renunció al cargo de directora de la hoy extinta Comisión Ordenadora del Uso de Suelo del Estado de Yucatán (Cousey) pero ¿exactamente qué dio pie a su súbita salida?


Informó el Diario de Yucatán el sábado 18 de octubre de 1997:

"La directora de la Cousey, María Eugenia Núñez Zapata de Lechuga, solicitó al consejo de administración de esa dependencia su separación del cargo "para dar espacio a que se investigue con la imparcialidad y objetividad que el caso amerita" las denuncias que formuló en su contra el diputado panista Miguel Ángel Gutiérrez Machado.

"De acuerdo con copia de la solicitud que recibimos por fax esta madrugada, poco después de la 1:30, la funcionaria considera que la denuncia "es parte de una pública estrategia con claros fines partidistas, en abierta campaña electoral.

"Como informamos, el Dip. Gutiérrez denunció que la QFB Núñez Zapata se "vendió" cuatro terrenos del norte de la ciudad".

Antecedentes

El viernes 17 de octubre del mismo año, el mismo medio publicó en su sección Local que el diputado panista Miguel Rodríguez Machado solicitó al Ministerio Público que se investigue y consigne a Núñez Zapata por presuntamente "venderse" 4 terrenos pagando, en promedio, $4.60 por el metro cuadrado cuando éstos costaban hasta $250.

Funcionarios del MP indicaron que debido a que "evidentemente" existía la presunción de los hechos se admitió la denuncia, aclarando que esto no significara que la funcionaria sea culpable.

La denuncia sostenía que en agosto de 1995 Núñez Zapata adquirió ilegalmente por sí o por medio de familiares suyos cuatro lotes en la colonia San Ramón Norte II, pagando precios notoriamente inferiores a los vigentes en esa zona, y los puso a  nombre de su madre, hija, esposo y el suyo.

La fracción panista en el Congreso del Estado sostuvo tener documentación que señalaba que la directora de la Cousey también escrituró siendo titular de dicha dependencia un terreno en la colonia Pinzón II, atrás de la entonces nueva tienda Carrefour -hoy Chedraui Selecto- a nombre de su esposo, José Antonio Lechuga Andrade.

También se le acusó de intentar despojar de su terreno a colonos de Lindavista.

Anteriormente José Villanueva Trujillo, quien se desempeñó como contralor durante la administración de Víctor Manzanilla Schaffer, mantuvo un litigio penal con Núñez Zapata, acusándola de haberlo despojado de un predio en la colonia Montes de Amé en 1993.

Adicionalmente, vecinos de San Pedro Uxmal la acusaron de pretender dividir en lotes sus áreas de donación. En Oxkutzcab, se alegó que defendió a malos constructores y tomó represalias contra los denunciantes.

Trascendió que la ex funcionaria alegó que la denuncia en su contra estaba basada en documentos alterados y que los terrenos los compró a plazos desde 1984, pero apenas en 1995 fueron escriturados, atribuyendo a eso su bajo precio.

También se dijo extraoficialmente que Núñez vendió dos de los 4 lotes en San Ramón Norte II para financiar su campaña a diputada local en 1995, la cual perdió.

En declaraciones publicadas por el Diario del Sureste, Núñez sostuvo que su actuación siempre ha estado apegada a derecho, y sin más compromiso que servir a la sociedad.

"Mi formación familiar, profesional, como cualquier mujer yucateca, me obligan a defenderme con todos los recursos que la Ley permite, y para dar espacio a que se investigue con la imparcialidad y objetividad que el caso amerita, solicito la separación del cargo conferido por ese Honorable Consejo de Administración", dijo.

Reacciones

Tras darse a conocer la renuncia, el entonces alcalde de Mérida, Patricio Patrón Laviada, llamó a que se inicie una investigación profunda sobre el trabajo de la Cousey, que abarque administraciones pasadas, y a no conformarse con la renuncia de Núñez Zapata para dar "carpetazo" a la denuncia.

Patrón también recordó que, a la fecha, no habían sido aprobadas las cuentas de la Cousey correspondientes al interinato de Dulce María Sauri de Sierra. "Entonces los priistas integraban la mayoría de la Legislatura local y aun así no se atrevieron a dar su visto bueno a esas cuentas", señaló.

Blanca Estrada Mora, presidenta de la Federación de Colonos Urbanos de Yucatán, dijo que el gobernador, Víctor Cervera Pacheco, debe estar enterado de esas operaciones en su calidad de presidente del Consejo de Administración de la Cousey.

También opinaron al respecto un vocero del Frente Cívico Familiar y dos regidores del PRI, estos últimos en defensa de Núñez Zapata. (José Repetto con información del Diario de Yucatán y el Diario del Sureste correspondiente al mes de octubre de 1997)