martes, 27 de noviembre de 2018

04:13:00
MÉRIDA, Yucatán, 27 de noviembre.- "Hoy me toca muy dolorosamente poner fin a mi sueño y todo por un recibo de luz (del) cual NUNCA te dan una explicación (o) una solución, simplemente se limitan a decir eso se debe y punto", publicó ayer Dolo Salazar, dueño del minisúper Dolos en Conkal, mostrando el impagable recibo de $49,322 que le envió la Comisión Federal de Electricidad (CFE) para el pasado bimestre.


En mensaje dirigido a sus amigos, clientes y proveedores, el afectado dice: "les consta el amor y dedicación que le he puesto al proyecto de DOLOS, estudié y siempre he buscado oportunidades de negocios en mi vida empresarial, siempre he creído que las crisis son oportunidades y en lo personal así lo he hecho, he querido impactar en cada uno de mis clientes, lo cual me ha dado la confianza de venir conmigo".

Salazar, quien se suma a la lista de afectados por las altas y arbitrarias tarifas de la CFE reconoce que ha enfrentado dificultades en su negocio, que se le han quemado neveras y ha tenido en 6 meses de trabajo bajas considerables de luz con pérdidas de productos que ha tenido que solucionar personalmente con amigos que entienden el problema, "pero de ahí en fuera es imposible".

"Es muy triste ver cómo en mi México querido tan rico en todo nos pase esto a quienes vivimos y creemos en él, siempre he sido respetuoso de las leyes que nos rigen. El mismo personal de CFE me ha ofrecido soluciones a esto, las cuales no he aceptado por ser ilícitas, no caeré en ese juego o trataré de no caer", lamentó.

El pequeño empresario agradeció las palabras de aliento y reconocimiento que ha recibido, destacando que fue y es todo un éxito el minisúper Dolos.

"Pero ante esto no hay nada que hacer, es terriblemente triste e impagable a un negocio que se está fomentando dando sustento a las familias que hoy están en él y sus alrededores; impagable y sólo recibí hay que PAGAR", agregó el afectado. (José Repetto)

0 comentarios: