viernes, 26 de mayo de 2017

19:05:00
MÉRIDA, Yucatán, 26 de mayo de 2017.- La diputada Beatriz Zavala Peniche cuestionó a la fracción parlamentaria del PRI que entre sus propuestas pretende modificar la organización del Instituto Estatal Electoral —subrayó— “cuando no hay ni siquiera un mandato legal que requiera hacerlo en estos términos”. Añadió que las propuestas de la mayoría priísta no responden ni siquiera al periodo electoral entrante.

Reconoció  que el Instituto Electoral a nivel local goza de cierta credibilidad entre los yucatecos. “Es precisamente por eso que no encontramos justificación alguna  para la pretensión de cambios en su operación, dado que dichas propuestas son abundantes y tienen que ver con su estructura, funcionamiento, incluso a sus tiempos”, dijo.

Cuestionó el cambio repentino de percepción —que el PRI expresa con estas propuestas— sobre el funcionamiento del Instituto Electoral, “pues los yucatecos hasta el momento no hemos conocido ni de parte de los consejeros, ni de sus funcionarios haber expresado la necesidad de cambios”, subrayó la legisladora.

Zavala Peniche entregó al Presidente de la Comisión una relación de preguntas con dudas sobre lo propuesto por el PRI. En el escrito, —signado también por el diputado Raúl Paz— expresó los motivos por las cuales no sería pertinente que estas propuestas fueran aprobadas.

El PRI incluyó en su iniciativa en materia de Derechos Electorales para reglamentar reelección de  alcaldes y legisladores locales, entre otros temas,  una serie de cambios en el funcionamiento  del Órgano electoral local. Zavala Peniche subrayó que entre las que llaman más la atención está la propuesta de adelantar  la elección de consejeros electorales distritales y municipales del Instituto un mes antes. Esto significaría que de aprobarse la propuesta priísta, estos consejeros serían elegidos dentro de la gestión de los actuales Consejeros del actual IPEPAC.

¿Por qué adelantar el plazo de tiempo para elegir a estos consejeros? Esto levanta muchas suspicacias: ¿Por qué no permitir que estos  consejeros  distritales y municipales sean electos por los nuevos integrantes del organismo, tal y como ya lo prevé la ley?”, preguntó Zavala Peniche.

También cuestionó las posibles razones por las que el PRI propone, además, quitar de la ley la atribución que tienen actualmente las organizaciones de la sociedad civil de proponer a propuestas para el titular del órgano interno de control de Instituto Electoral Local. Zavala Peniche  juzgó de “incomprensible” otra de las propuestas integrada a la iniciativa priísta que pretende reducir  el número de votos de los consejeros electorales para remover al secretario ejecutivo del órgano electoral del Estado. Su destitución pasaría de requerir mayoría calificada a mayoría simple.

Demandó a la fracción del PRI que explique cuáles son las motivaciones de sus propuestas, que —dijo— “claramente significarían un retroceso”.  El diputado Daniel Granja se limitó a alegar que su grupo parlamentario “está en su derecho de hacer las propuestas que considere pertinentes”.

Zavala Peniche entregó al Presidente de la Comisión una relación de preguntas sobre éstas y otras dudas sobre lo propuesto por el PRI. En el escrito, —signado también por el diputado Raúl Paz— expresó los motivos por las cuales no sería pertinente que estas propuestas fueran aprobadas.