domingo, 7 de mayo de 2017

17:27:00
Pedro Echeverría V.

1. ¿Saben por qué la mayoría de la gente sigue apoyando a los partidos y organizaciones de derecha? Porque la izquierda no ha sido capaz de extirpar esa ideología de la mente de la población a pesar de que es una ideología antagónica. La primera es la ideología de los grandes empresarios explotadores que gozan de todos los privilegios y los izquierdistas deberían ser los más honestos luchadores sociales contra la desigualdad y las injusticias. Pero luego, aunque los explotadores y derechistas jamás cambian, mucha gente que se dice de izquierda se transforma, se acomoda, porque les resulta fácil abandonar su ideología para entregarse al capital.

2. Algún entrevistador de TV le preguntó hace algunos años a Marcos, líder del EZLN: ¿Por qué no se alió el EZLN con la izquierda en las pasadas elecciones?; éste respondió: “¿Cuál izquierda, sino hay izquierda?”. En estos días, a unas semanas de las elecciones del Estado de México, algunos han manifestado su inquietud en “Unificar a las corrientes de izquierda para arrebatarle al PRI y al PAN el poder político”. Siguiendo mis lecturas encuentro que en algunos países donde se ha logrado la “unidad” de las socialdemocracias y se obtienen resultados calificados como buenos. Sin embargo la pregunta que se hace: ¿Qué son buenos resultados y para quién?

3. Pienso que si en Cuba, Venezuela, Bolivia, Ecuador, etcétera, los gobiernos de Castro, Chávez, Morales, Correa, en los ocho o 12 años de mandato lograron que sus poblaciones sean capaces de repudiar y combatir el capitalismo, la explotación, la opresión, indudablemente se registró un magnífico avance y es obligado continuar por ese camino; pero si el capitalismo recuperó el gobierno y las masas cambian de mentalidad como cambiar de ropaje, entonces para nada sirvió el cambio de gobierno y esa estrategia sirve para un carajo. No importa si se entregaron algunas tierras, derechos y pensiones o aumentó temporalmente el salario.

4. Mientras no se erradique de la mente de la gente, de los trabajadores, la conciencia capitalista, burguesa, consumista, individualista, competitiva, cualquier progreso en otro sentido significa la modernización de la dominación del capital. ¿Para qué se necesita la unidad en las cúpulas, en la direcciones de los partidos, si se crea un gobierno con la misma conciencia capitalista que sólo sirve para modernizar o enmascarar la opresión de los productores de la riqueza? Los gobiernos que busquen cambios hacia la izquierda, hacia el socialismo y la igualdad, tienen la obligación de construir las bases ideológicas para que el pueblo comprenda por qué se hacen las cosas.

5. El llamado “socialismo” vivió en Rusia de 1917 a 1989, ¿No pudo la URSS transformar la ideología capitalista, individualista de sus habitantes en 72 años?  China, que tuvo al gran dirigente Mao, socialista probado, no pudo cambiar la mentalidad de los chinos en 27 años dejándola regresar al capitalismo; Cuba que desde 1959 llevó al poder al castrismo, ¿no ha podido transformar la mente de los cubanos en casi 60 años? ¿Será que la ideología de la propiedad privada, el individualismo, que viene del esclavismo desde hace cinco siglos, exija igual número de siglos para erradicarla? Puta, si así fuera, ya podemos morir los ilusos pensando en que nos adelantamos.

6. ¿O es que la gente no debe transformar ideales, no debe luchar por cambiar nada, porque todo está hecho o “destinado” ya como dice la religión? Algún día un profesor universitario –representando a la mayoría de ellos- llegó a decirme que así se hizo el mundo y la muerte de los pobres era para nivelar a los seres humanos. Le menté la madre y cancelé para siempre mi amistad. ¡Qué fácil para los que nacieron en el seno de familias privilegiadas dominantes y qué terrible joda para los hijos de las familias miserables y oprimidas! Pienso que hay que extirpar del cerebro ese pensamiento individualista y competitivo que lleva a la guerra entre seres humanos.

7. Yo jamás he creído en la neutralidad o imparcialidad de las posiciones políticas o ideológicas; mucho menos en la existencia de “la verdad” sin que sea una interpretación o imposición del poder y los medios de información. Desde que nacemos nos imponen una formar de ver, pensar y actuar en función de la sociedad totalmente dominada por la propiedad, por formas de dominación y de sumisión. Pareciera que no tenemos salida y así será por los siglos. La gente piensa en su casa, sui coche, su familia, su trabajo, sus intereses, sus propiedades; pareciera que así es el mundo y no pude ser de otra manera; ideas que no somos capaces de extirpar.

8. En México la izquierda radical está fuera de los partidos y de los procesos electorales porque la experiencia de más de 50 años demuestra que por aquí no. También le ha dado poca importancia al guerrillerismo que ha actuado en 50 años, porque el Estado posee una gran fuerza criminal. Ha buscado impulsar el movimiento de masas en las calles para aumentar la conciencia y la capacidad de organización y de lucha, pero aún no logra retroceder al Estado. El electoralismo del próximo junio de 2017 y de julio de 2018 pueden se acontecimientos importantes; mucho más si el lópezobradorismo de Morena logra derrotar al PRI y al PAN. Difícil, pero no imposible. (7/V/71)

http://pedroecheverriav.wordpress.com

alterar26@gmail.com