viernes, 30 de septiembre de 2016

17:06:00
MÉRIDA, Yucatán, 30 de septiembre.- El alcalde de Mérida, Mauricio Vila Dosal, entregó a 128 familias, de diez comisarías meridanas, los documentos que acreditan la donación, a su favor, de los predios del fundo legal que habitan, lo que representa un primer paso para escriturarlos y contar con un patrimonio seguro.



En evento realizado en el Olimpo, Mauricio Vila recordó que en una acción de justicia social, el 6 de septiembre pasado el Ayuntamiento de Mérida aprobó la desincorporación y donación de estos predios del fundo legal a favor de las familias beneficiarias que reciben estos documentos.

—Hoy, como nos comprometimos, estamos entregando a cada beneficiario copia certificada de la donación a su favor —expresó.

Las 128 familias beneficiadas de las 10 comisarías son de Dzityá (43), Chablekal (42), Komchén (9), Caucel (7), Cosgaya (1), Dzununcán (13), San José Tzal (7), Sierra Papacal (4), Molas (1) y Cholul (1).

Reyna Cumí López, vecina de Sierra Papacal, una de las beneficiarias, esperó 30 años para recibir esos documentos que le servirán para acreditar la propiedad del predio que habita.

Manifestó su agradecimiento al Ayuntamiento por atender las necesidades de quienes más lo necesitan.

—Hoy puedo decir que mis hijos contarán con un patrimonio seguro que en un futuro heredarán a los suyos —agregó.

Armando Chi Dzul, quien vive con su esposa e hijo en Dzununcán, comentó que desde hace más de 20 años se encuentra en la espera de recibir certeza jurídica del predio donde viven y destacó la labor de las autoridades municipales por estas acciones a su favor. 

A nombre de los vecinos, Pedro Cocom Galaviz, de Dzununcán, manifestó su alegría y agradecimiento porque junto con su familia hoy alcanza un sueño largamente acariciado: tener la seguridad sobre el predio donde viven.

El alcalde subrayó que el Ayuntamiento está comprometido con el bienestar de los meridanos y por ello se generan oportunidades, como la e ahora, para elevar su calidad de vida.

—Uno de los aspectos básicos para el desarrollo y tranquilidad de las familias es que cuenten con una vivienda digna, que sea parte de un patrimonio seguro –añadió.

Lo anterior, dijo, es a lo que está enfocada la política de combate a la pobreza y a la desigualdad, de manera que los meridanos más vulnerables puedan contar con una vivienda y un patrimonio seguros.

En todo el tiempo que llevan esperando, dijo, esos meridanos vivían con temor de que alguien pudiera quitarles el predio o de no poder heredarlo a sus hijos.

Explicó que la entrega de documentos de donación representa un gran cambio en su calidad de vida porque al contar con la propiedad legal de los predios podrán también acceder a programas sociales y apoyos de vivienda, entre otros.

El alcalde subrayó que el proceso para entregarles el documento de donación fue gratuito y anunció que para apoyarlos a obtener las escrituras el Ayuntamiento pone a disposición el programa Patrimonio Seguro, por medio del cual y junto con otras instancias de gobierno, las autoridades aportan parte del costo de escrituración, de manera que el beneficiario desembolse menos.

Indicó que estas acciones se suman a los beneficios del Plan Municipal de Vivienda, por medio del cual este año el Ayuntamiento invierte $150 millones en más de 2,350 acciones de vivienda, que incluyen dormitorios, cuartos de usos múltiples con cocina, techos y pisos, así como baños ecológicos.

Agregó que mediante convenios con Hábitat y la Comisión Nacional de Vivienda (Conavi) también se construyen 350 viviendas completas, con inversión adicional de $65 millones.

—De la mano de la sociedad estamos en el camino correcto: Mérida se está convirtiendo en la ciudad en la que se combate la desigualdad por falta de vivienda segura —puntualizó.

Afirmó que del 60 al 70% de los apoyos de vivienda se otorga a las comisarías, a la gente que más lo necesita.

En el evento intervino también Esteban Cámara Bojórquez, director de Gobernación. (Boletín)