domingo, 14 de enero de 2018

22:45:00
CIUDAD DE MÉXICO, 14 de enero de 2018.- La inflación real o aumento de precios que resiente la población en sus bolsillos alcanza hasta 15%; más el doble del promedio oficial de 6.77%, que reportó el INEGI hace una semana.

Ello como resultado del alza en productos e insumos básicos como el gas, gasolina, transporte alimentos y servicios de salud; que reportan incrementos de hasta 44%, advierten los especialistas de la Ibero y el Tecnológico de Monterrey.

El Instituto para el Desarrollo Industrial y el Crecimiento Económico (IDIC) reportó que el gas doméstico, la gasolina y las tarifas del transporte son las que más pegan o merman el gasto familiar.

El gas doméstico LP reporta un alza de 44.06% entre diciembre de 2016 y diciembre de 2017, informó el INEGI.

A través del estudio 2017: mayor inflación y menor crecimiento precisó que  –de acuerdo a las cifras oficiales– el gas doméstico se encareció 44.06%; la gasolina Premium aumentó 22.6%; la Magna subió 17.5%; y el transporte público avanzó 8.9% en los últimos 12 meses.
 
Mientras que costo general de los alimentos muestra un encarecimiento medio de 7.92%; los servicios de salud, 6.13%; la educación y esparcimiento, 4.59%; y la ropa y el calzado 4.05%. Todos por arriba del incremento de 3.9% que muestran los salarios.

Inflación al doble

Abraham Vergara Contreras, especialista del departamento de Estudios Empresariales de la Universidad Iberoamericana (UIA), explicó que, frente a tales cifras. queda claro que la tasa anual publicada por el gobierno federal se va al doble.

Y ello, refirió, significa que el aumento real de los precios –o tasa anual de inflación– alcanza hasta 15%; más del doble de lo reportado por las cifras oficiales.

“El INEGI informó –la semana pasada– que la inflación alcanzó 6.77% al cierre de diciembre; cifra que muestra el promedio que alcanzaron los precios de productos y servicios que consume la población.

“Pero si a ese promedio sumamos el impacto que provocaron los aumentos anuales en el precio del gas doméstico (39%) y la gasolina (entre 17% y 22%); la tasa de inflación que viven resienten las familias llega a 15%”, puntualizó.

Ello, comentó, sin contar con el golpe que generan los incrementos en el costo de frutas y verduras; como el jitomate, aguacate, huevo, papa, y tortillas; que acumulan incrementos mensuales de 16% a 42.91% en el caso del primer producto.

2018, año de la inflación

María Fonseca Paredes, directora de la Escuela de Negocios del Tecnológico de Monterrey, campus Estado de México, alertó que 2018 será el año de la inflación y el deterioro de la calidad de vida de miles de familias.

Refirió que el poder de compra de los hogares del país cayó hasta 15% en los últimos meses; y “aunque el gobierno nos quiera convencer de lo contrario” la tasa de inflación publicada por el INEGI no refleja el deterioro que padecen las familias.

Señaló que más de 50% del ingreso o presupuesto familiar está comprometido o golpeado por los incrementos en el precio de los productos y servicios básicos.

“Esto es muy fácil de explicar: si una familia destinaba entre 30% y 35% de sus ingresos a la compra de alimentos; ahora con los aumentos tiene que gastar entre 45% y 50%.

“Ello sin contar que con el alza en el gas, gasolina, transporte público, los servicios de salud y entretenimiento, los aumentos ya comprometen más la mitad del presupuesto de las familias.

“Y todo eso, es una señal clara del deterioro en la calidad de vida, bienestar y desarrollo de las familias; cuyo salario no aumenta en la medida que avanza la inflación”, concluyó. (Mario Mendoza / Publímetro)

0 comentarios: