miércoles, 18 de septiembre de 2013

19:14:00
MÉRIDA, Yucatán, 18 de septiembre.- "Como la uso para ir a todos lados, la verdad ya estaba muy traqueteada la silla de ruedas que me donaron en la Iglesia hace años", cuenta Fátima del Rosario Zaldívar Pech, vecina del fraccionamiento Juan Pablo II, luego de recibir la visita de la senadora Rosa Adriana Díaz Lizama y la diputada federal Cinthya Valladares Couoh.

"Gracias a las gestiones de una vecina, las legisladoras se enteraron de mi necesidad y me trajeron la silla personalmente", explica la beneficiaria, de 42 años de edad. "Apenas la estrene, podré seguir con mis salidas a todos lados", reitera.

Fátima del Rosario Zaldívar Pech ahora podrá ir mejor a todos lados.

La mujer vive con su hermana y le ayuda en los quehaceres de la casa. Como su hermana trabaja, ella es quien lleva a sus sobrinos a la escuela, asiste a las juntas y realiza las compras cotidianas.


Las dos legisladoras le ofrecieron estar pendientes por cualquier cosa, aunque por sus funciones se encuentren en la capital del país. De hecho, la solicitud se atendió en menos de un mes.

"Me da mucho gusto ayudar a personas como Fátima, que trabajan duro para salir adelante, que no se rinden", indica Rosa Adriana Díaz. "Aunque estamos en el Senado, leyendo, analizando y discutiendo las reformas legislativas que necesita el país, también estamos al pendiente de las solicitudes que nos hacen llegar los ciudadanos", añade.

"Por eso contamos con un equipo humano muy sólido, que nos ayuda con este tipo de gestiones", precisa la diputada federal Cinthya Valladares, y quien comparte Casa de Enlace con la senadora.

"Cualquier solicitud a través de nuestra Casa de Enlace se atiende cuanto antes. Consideramos que atender una solicitud es muy importante, sí, pero también lo es el factor tiempo", precisa Rosa Adriana Díaz.

0 comentarios:

Publicar un comentario