martes, 3 de octubre de 2017

14:33:00
MÉRIDA, Yucatán, 3 de octubre.- Representantes del Gobierno de Estados Unidos reconocieron las acciones emprendidas por el Ejecutivo estatal para lograr la certificación de la Asociación Norteamericana de Correccionales (ACA, por sus siglas en inglés) en los Centros de Reinserción Social (Cereso) Femenil de Mérida y el Especializado en la Aplicación de Medidas para Adolescentes (Ceama), lo que demuestra que en ambos sitios se aplican procesos con estándares de calidad.


El titular de la Secretaría General de Gobierno (SGG), Roberto Rodríguez Asaf, y el cónsul General y Oficial Principal de dicho país en Mérida, David Micó, dieron a conocer en rueda de prensa los pormenores de la acreditación. También se anunció que en los reclusorios de Valladolid y Tekax ya se están realizando las medidas necesarias para tener el aval de sus procesos por parte de la ACA.

Desde el penal femenil, ante la coordinadora del Programa de Prisiones, Courtney Mazzone, el funcionario estatal agradeció el apoyo de los Estados Unidos en el marco de la Iniciativa Mérida, ya que se lograron cambios significativos en los referidos lugares y se estandarizaron sus métodos de seguridad, administrativos, legales, materiales y humanos. 

“Cumplir con los requisitos que implica la certificación requiere de un esfuerzo extraordinario de todo el personal administrativo, directivo y operativo de los Centros, a quienes les reconocemos su esfuerzo y compromiso. Por tal motivo, es sinónimo de mejoría en las capacidades de quienes laboran allí”, indicó Rodríguez Asaf.

Junto a la auditora de correccionales del Programa de Correccionales, Lorena Singer, el cónsul elogió el compromiso del Gobierno de Estado para crear las condiciones dentro de su sistema penitenciario que respondan a las necesidades del Sistema de Justicia Penal Acusatorio y que al mismo tiempo, ofrezcan un ambiente seguro y digno para todo aquel que trabaje o viva en él.

“Un impacto de la acreditación internacional se ve reflejado en la disminución del índice de violencia dentro de las prisiones y una menor cantidad de fugas. Además, en los estados donde la mayoría de los centros penitenciarios están acreditados hay una disminución de delitos de secuestro y extorsión generados desde el interior, por lo que trae beneficios para los que están dentro y fuera”, agregó acompañado de la subsecretaria de Prevención y Seguridad Pública, Martha Góngora Sánchez.   

Para que la ACA otorgue la certificación se requiere el cumplimiento de 40 estándares internacionales básicos y 97 no obligatorios en reclusorios de población adulta, mismos rubros pero con diferente cantidad, 39 y 92, respectivamente, para adolescentes privados de su libertad.

Por ejemplo, en materia de Seguridad se lleva un control de equipos de reacción, llaves y objetos utilizados en los talleres, mientras que en Orden existen inventarios médicos y químicos que se utilizan para la limpieza y herramientas de uso diario. Otro aspecto que se cuida son los protocolos de traslado de los internos. 

Un día antes, el secretario y los representantes de la Embajada realizaron un recorrido de supervisión por las instalaciones de penal como el área de visitas, dormitorios y la biblioteca, que ofrece libros con información jurídica, además del salón de computo, donde las reclusas aprenden usar las máquinas y programas,  un espacio para que las que son madres convivan con sus hijos y el área médica, en el que se les da atención psicológica, pediátrica, ginecológica y se les practica exámenes de Papanicolaou. (Boletín)

0 comentarios: