jueves, 9 de febrero de 2017

15:26:00
SÍDNEY, 9 de febrero de 2017.- Un australiano sufrió un accidente en su parcela y se quedó atrapado en un barrizal con el agua enfangada hasta la nariz, que consiguió mantener al aire para poder respirar gracias a estar dos horas aguantando en una postura de yoga hasta ser rescatado.

La historia de Daniel Miller la recoge BBC este jueves, a quien ha reconocido que "se puede decir que el yoga me salvó la vida, el yoga y las ganas de vivir".


Los hechos ocurrieron en la finca que Miller tiene en un pueblo a 150 kilómetros de Sidney mientras trabajaba la tierra con una excavadora que volcó sobre una charca de barro, quedando sumergido hasta la nariz. Mantener la postura de la cobra, una figura propia de la práctica de yoga, durante dos horas le salvó la vida por que le permitió seguir respirando por la nariz. "Estaba atrapado y tenía que mantener la cabeza fuera del agua usando los brazos. Creo que lo que hacía era la postura de la cobra", ha comentado a ese medio.


Finalmente un vecino escuchó la llamada de auxilio de Miller y fue rescatado del fango por el equipo de Salvamento, que se muestra impresionado por la fuerza del hombre para aguantar en esas condiciones durante dos horas.

Miller entró al hospital con síntomas de hipotermia y lesiones leve en la espalda. Además del yoga, otro 'secreto' para aguantar en esa situación fue pensar en su familia. (ElEconomista / La Repubblica)