jueves, 23 de junio de 2016

01:27:00
WASHINGTON D.C., 23 de junio.- Pese a que acumula más derrotas que su rival por la candidatura demócrata Hillary Clinton, Bernie Sanders siempre ha asegurado que "hay un camino a la nominación". Sin embargo, este miércoles el senador por Vermont aceptó que ese camino se ha cerrado.

"No parece que yo vaya a ser el nominado, por lo que no voy determinar el alcance de la convención", dijo Sanders durante una entrevista con la cadena C-SPAN, al ser preguntado sobre sus preparativos para la Convención Nacional Demócrata en Filadelfia a finales de julio.

El senador reconoció que tiene posibilidades limitadas para tener una influencia significativa dentro de la reunión en la que se decidirán la reglas de selección del candidato presidencial.

La entrevista con C-SPAN ha sido la señal más clara de Sanders de que acepta la derrota.

"Sería bueno poder hablar en la Convención Nacional Democrática. Si por cualquier razón no quieren que hable, entonces, lo que sea. Pero yo creo que voy a hablar en la convención", añadió.

Las declaraciones de Sanders se dan después de que Clinton reclamara su titulo como virtual nominada tras su crucial victoria en la mayoría de los estado que celebraron primarias el pasado 7 de junio, cuando alcanzó el umbral de 2,383 delegados para quedarse con la candidatura de su partido.

Sanders se ha negado a abandonar formalmente la carrera presidencial y en cambio se ha comprometido a hacer un cambio en la plataforma del Partido Demócrata ejerciendo presión durante la Convención Nacional con los 1,879 que ha recogido a lo largo de la competencia.

El senador dijo en la entrevista que mantiene su determinación de empujar su agenda política, pero que una de los principales cambios que demandará durante la reunión el cambio del sistema de súper delegados que le ha dado una ventaja indiscutible a Clinton desde el principio de la carrera.

"Deben reflejar los votos de la gente en sus estados. Hemos ganado estados con el 70, el 80% de los votos y los súper delegados votarán por mi oponente...eso terriblemente anti-democrático.", agregó.

Una pregunta que continúa rondando, sin embargo, es si el candidato insurgente apoyará a Clinton en las semanas que anteceden a la convención. (Univision / The Sun)