sábado, 30 de julio de 2016

18:00:00
MÉRIDA, Yucatán, 30 de julio.- Reunidos en la planta de la empresa Miel Gabriela, ubicada en el Periférico de Mérida, apicultores de Halachó, Maxcanú, Mama y Santa Elena se convirtieron este fin de semana en los primeros beneficiarios de las 200 toneladas de azúcar que gestionó el diputado federal Jorge Carlos Ramírez Marín para apoyar la producción de miel en Yucatán.


Se trata de un compromiso que adquirió el legislador yucateco para apoyar a los apicultores que resultaron afectados por la sequía, que ocasionó una caída en la producción del dulce.

El vicecoordinador parlamentario del PRI en la Cámara de Diputados distribuirá la entrega de azúcar en dos regiones: 100 toneladas serán para los apicultores del sur y el poniente del Estado, y otras 100 toneladas para los productores del Oriente, cuya entrega se hará en Tizimín en los próximos días.

Luego de recibir una dotación de 1,000 sacos de azúcar, los apicultores de Halachó, Maxcanú, Mama y Santa Elena regresaron con sus respectivos cargamentos a sus comunidades. Fue el inicio de la entrega de los apoyos.

"Es una grandísima ayuda, de verdad estamos muy agradecidos con el diputado Ramírez Marín porque este apoyo llega cuando más lo necesitamos. Sin ese alimento, las abejas emigran, se mueren, por eso es de suma importancia”, afirmó Freddy Monforte Marfil, en el acto de entrega.

“Estamos pasando por una difícil situación por los efectos del cambio climático, cuando necesitamos sol, llueve, y cuando necesitamos lluvia, hay sol; desgraciadamente, dependemos totalmente de las condiciones del clima”, advierte el empresario, quien tiene más de tres décadas en la actividad.

Monforte Marfil señala que en esta temporada les fue mal, con una fuerte caída en la producción: “En el Oriente, por ejemplo, la temporada pasada tuvimos 950 toneladas y en esta ocasión solo pudimos alcanzar las 300 toneladas, estamos hablando de un 30% nada más”, detalla.

“Esta situación no es sólo de Yucatán, sino en toda la Península”, afirma el directivo.

El empresario y productor indica que la calidad de la miel yucateca sigue con buenos estándares internacionales y no hay problemas con la varroa y otras plagas, que están controladas, el problema es la producción.

“Por eso valoramos esta ayuda de Ramírez Marín, porque nos sirve para mantener nuestros apiarios y prepararanos para tener una mejor producción. Y no es la primera vez, hace unos años cuando fue diputado federal también nos apoyó con toneladas de azúcar. Es el único diputado que nos echa la mano”, comenta Monforte Marfil.

Entre los beneficiarios que recibieron su dotación de azúcar figura Esperanza Chan Ku, de Cepeda, comisaría de Halachó, quien, al enviudar hace siete años, se hizo cargo del apiario de 100 colmenas que tenía su esposo, para sacar adelante a sus tres hijos.

“Gracias al diputado por apoyarnos, nos será de mucha ayuda”, afirma la señora Chan Ku, quien se regresó a Cepeda con sus compañeros apicultores. La dotación fue de 350 sacos para los productores de esa comisaría.

Hace un par de meses, el diputado Ramírez Marín realizó una visita a Tizimín, donde inauguró el centro de acopio de Agropecuaria Apigana y encabezó la entrega de extractores, bancos, alzaprimas, ahumadores y acaricida para los apicultores de esa zona.

Fue en esa reunión donde recibió más solicitudes de azúcar para alimentar a las abejas y hacer frente a la sequía. Ahora, con la gestión de las 200 toneladas del dulce, cuya entrega inició este fin de semana y concluirá en los próximo días, el legislador seguirá cumpliendo su compromiso con los apicultores yucatecos, igual como lo ha hecho con los maiceros, los henequeneros, ganaderos y artesanos, entre otros sectores productivos del Estado.

El vicecordinador parlamentario se suma así a la importante labor que realiza el gobernador Rolando Zapata Bello en el campo yucateco, cuyas acciones respalda desde el inicio de su gestión como diputado federal por Yucatán. (Boletín)