domingo, 28 de julio de 2013

20:18:00
VILLAHERMOSA, Tabasco, 28 de julio.- La Procuraduría General de Justicia del Estado (PGJE) informó que a las 11:21 horas de este domingo el niño Feliciano Díaz Díaz fue entregado a su mamá Andrea Díaz Pérez, de quien se desconocía su paradero.


La mujer acreditó su parentesco, así como los estudios del menor quien recientemente concluyó el cuarto grado de primaria.

La entrega se hizo ante la presencia de visitadores de las delegaciones de la Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH) de Tabasco y Chiapas, así como funcionarios del DIF Tabasco, de Derechos Humanos de la PGJE y del fiscal especializado en Justicia Indígena de la PGJ del vecino estado.

El menor se reencontró con su madre, quien informó que juntos retornarán a su domicilio en la comunidad de Romerillo del municipio de San Juan Chamula, Chiapas.

El caso del Feliciano Díaz provocó una ola de indignación local y nacional, al difundirse en las redes sociales un video que exhibió la forma en que el inspector del ayuntamiento de Centro (Villahermosa), Juan Diego López, maltrató y humilló al menor que vendía dulces y cigarros en el Centro Histórico de esta capital.

Ante la complacencia de su compañera Carmen Torres Díaz, el empleado obligó al niño a tirar al suelo la mercancía, mientras el pequeño irrumpía en llanto y luego se agachaba con las manos sobre su cabeza para lamentarse.

La noticia, que incluso traspasó las fronteras, derivó en el cese de Juan Diego López y Carmen Torres Díaz, así como una denuncia penal en su contra por los presuntos delitos de abuso de autoridad y robo con violencia moral.

Torres fue detenida por la PGJE y Diego López sigue prófugo.

Al enterarse del caso, el gobernador Arturo Núñez anunció que se otorgará una beca escolar al niño chiapaneco hasta que concluya la primaria, además de brindarle tratamiento psicológico especializado. (Con información de Armando Guzmán para Proceso)

0 comentarios:

Publicar un comentario