jueves, 31 de mayo de 2018

18:02:00
MÉRIDA, Yucatán, 31 de mayo de 2018.- A nombre del Grupo Parlamentario de Nueva Alianza, la diputada local por el Tercer Distrito, Cindy Santos Ramayo, presentó ante la mesa directiva del H. Congreso del Estado la iniciativa de ley para reformar la Ley del Registro Civil y crear un procedimiento administrativo que permita modificar el nombre y género en el acta de nacimiento.

“Mediante esta iniciativa se pretende crear un procedimiento administrativo de reconocimiento a la identidad de género, que no requiera una prueba pericial o dictamen para comprobar la reasignación de sexo en virtud de que es un acto voluntario y está prohibido violentar el derecho humano a la intimidad", declaró la legisladora al asegurar que la iniciativa responde a una demanda social de la comunidad LGBTTTI+ en el estado, a la que consideró como “invisible”, pues dijo “No existe una cifra determinada de cuántas personas pertenecen a esta comunidad.”

La diputada Cindy Santos Ramayo entrega la iniciativa a Daniel Granja Peniche, presidente de la mesa directiva de la LXI Legislatura.

Al exponer los argumentos para presentar la iniciativa, Santos Ramayo aseguró que las personas trans actualmente tienen que llevar a cabo trámites “tardados y costosos” pues se ven obligados a desplazarse a otros estados que ya cuentan con procedimientos administrativos similares; sin embargo, aclaró, son pocos los que pueden acceder a ellos por los costos. Por otro lado, indicó que aunque Yucatán ocupa el segundo lugar en solicitudes de cambio de género, solo el 1% de dichas solicitudes cuentan con reconocimiento legal.

Cabe mencionar que el Partido Nueva Alianza firmó el pasado 17 de mayo un compromiso con la Coalición Mexicana LGBTTTI+ para suscribir una agenda legislativa a favor de los derechos de dicha comunidad y trabajar para construir un México más incluyente, justo, libre de discriminación y que reconozca los derechos de todas y todos los mexicanos.

Por otro lado, la Diputada Turquesa hizo hincapié en que en el estado existen miles de personas que ven negado su derecho al matrimonio, así como familias homoparentales que se encuentra en un “limbo jurídico” al no poder registrar a sus hijos como propios o acceder a derechos básicos como herencia, seguridad social, salud, ente otros.

“Si las y los yucatecos nos reconocemos como un estado democrático, resulta inadmisible que permitamos y condonemos el que existan ciudadanos de segunda clase que se ven imposibilitados del pleno goce de sus derechos fundamentales y universales, pues no existe democracia mientras existan ciudadanos que no tienen acceso a una vida digna y plena.” De igual forma hizo un exhorto a las otras fuerzas políticas para analizar y discutir la iniciativa presentada con anterioridad por el también legislador aliancista, David Barrera Zavala, que permitiría el matrimonio igualitario o entre parejas del mismo sexo.

La iniciativa fue también fue signada por los diputados Marbellino Burgos Narváez y David Barrera Zavala y fue entregada al diputado Daniel Granja Peniche, presidente de la mesa directiva de la LXI Legislatura.

0 comentarios: