martes, 29 de mayo de 2018

18:02:00
MÉRIDA Yucatán, 29 de mayo del 2018.- Como políticos debemos dar las bases y ser el enlace entre la comunidad, para poder apoyarse unos a otros. Siempre he dicho que la política debe servir como el enlace o la base del desarrollo de la comunidad, pero el protagonista siempre tiene que ser la gente, afirmó Mily Romero, candidata a diputada local por el distrito IV (PAN-Movimiento Ciudadano).

En su visita al asilo “La Esperanza” ubicada en el fraccionamiento Montes de Amé, la candidata a la diputación local se comprometió a legislar por nuevas leyes que regulen las estancias que brindan ayuda a los abuelitos, ya que a pese a que este cuenta con buena infraestructura y ofrecen un trato digno, hay otras donde las condiciones son indignas para ellos.

Mily Romero Bastarrachea en su visita al asilo "La Esperanza".

“Hay muchos lugares aquí en Yucatán donde los asilos tienen a los abuelitos en condiciones infrahumanas y no hay una ley que los regule, creo que una gran tarea que tenemos que hacer al llegar al congreso será legislar para regular estas estancias y que las personas de la tercera edad tengan la calidad de vida que todo ser humano se merece”, afirmó Mily Romero.

La aspirante a la diputación local compartió su tiempo con los abuelitos para escucharlos y conocer las necesidades que tienen, allí afirmó que la tercera edad es de los nichos sociales a los que los políticos menos quieren voltear a ver, pero que es necesario ya que ellos han sido la base de la sociedad que hoy tenemos.


“Las personas de la tercera edad son un sector vulnerable menos atendidos, y es el nicho a donde menos voltean a ver los políticos de siempre, pero realmente los ancianos son los ciudadanos que nos dieron las bases de la sociedad que tenemos hoy y creo que no tenemos un mal Yucatán, Nos toca corresponder con atención a sus necesidades para realmente buscar las políticas públicas que le den la calidad de vida que merecen”, manifestó la abanderada. 

También señaló que una de las necesidades importante en esas organizaciones son la falta de atención psicológica y psiquiátrica que ayude a las personas a vivir de forma plena y segura esa etapa de la vida, además de la falta de lugares recreativos, de rehabilitación, motivación y sobre todo de compañía y cariño.

En ese sentido también se comprometió a hacer vinculatorios entre los asilos, las universidades y las empresas que tengan los servicios que ellos necesitan.

0 comentarios: