sábado, 29 de junio de 2019

12:17:00
ZACATECAS, 29 de junio de 2019.- La Catedral Basílica, las Callejoneadas, el Cerro de la Bufa, la Iluminación Escénica del Centro Histórico de Zacatecas, el Santuario de Plateros, la Zon a Arqueológica de la Quemada y el Museo Pedro Coronel se han incorporado a la “Lista Representativa de Tesoros del Mundo del Bureau Internacional de Capitales Culturales”.


Hasta la fecha, en México, habían incorporado elementos a la Lista de Tesoros Culturales del Bureau la ciudad de Mérida y la de San Miguel de Allende, el Estado de Colima, además de la Universidad de Guadalajara.


La característica principal de la Lista de Tesoros Culturales del Mundo del IBOCC (por sus siglas en inglés) es que se construye a través de la participación ciudadana.

En el caso del Estado de Zacatecas han sido 25 las candidaturas que han aspirado a convertirse en Tesoro Cultural del Mundo. El total de personas participantes en la votación ha sido de 5,073 y los votos emitidos han sido 17,630 votos (cada elector podía votar hasta siete candidaturas diferentes).



Información sobre los “7 Tesoros del Patrimonio Cultural del Estado de Zacatecas”.




Catedral Basílica de Zacatecas








La Catedral Basílica es un edificio lleno de historia, y más allá de ser el principal recinto religioso del estado, también es un monumento social. El 25 de abril de 1745 fue cuando terminó de construirse la fachada principal luego de 468 años construyendo el que sería uno de los más importantes monumentos zacatecanos y el recinto religioso más significativo del estado. Los rincones de la Catedral están llenos de detalles e historia, sus cambios en la piedra y en las técnicas de construcción a través de los años relatan por todo lo que tuvo que pasar esta construcción para ser uno de los símbolos zacatecanos por excelencia.




Callejoneadas de Zacatecas




Una de las expresiones más emblemática del estado de Zacatecas es el recorrido que se realiza entre los callejones del centro histórico. A este recorrido se le conoce como Callejoneadas; donde grupos de personas con un jarrito colgado al cuello, realizan un peregrinar festivo dirigido por un tamborazo
y un burro, portador de garrafas con mezcal.


Cerro de la Bufa



El Cerro de la Bufa, ubicado al este del centro histórico de la ciudad de Zacatecas, se alza a una altura de 2 610 msnm. Esa montaña sirvió de alojo a varias tribus de los zacatecos, de los cuales se heredó el nombre de la ciudad. Las diversas tribus chichimecas que habitaban en el territorio zacatecano fueron los caxcanes, guachichiles, guamares irritilas, huicholes, tecuexes, teules, tepehuanes, coras y zacatecas. Esta última tribu fue una de las más importantes y de ella derivó el nombre de la capital y del estado. Los caxcanes ocuparon gran parte de lo que hoy es Jalisco y Zacatecas.


Iluminación Escénica del Centro Histórico de Zacatecas




En 1993, su centro histórico fue nombrado por la Unesco como Patrimonio Cultural de la Humanidad por su traza urbana, riqueza arquitectónica y su historia. Actualmente, el centro de la ciudad tiene como eje principal la Avenida Hidalgo, que lo recorre de sur a norte y que es considerada por algunos como una de las más bellas del país, tanto por sus edificios virreinales, como por las plazas y casonas que se le agregaron más tarde. El Centro Histórico cuenta con una bellísima iluminación que lo hace cada vez más majestuoso a los ojos de los visitantes y ciudadanos.


Santuario de Plateros




El santuario de Plateros es un santuario católico donde se venera la pequeña imagen del Santo Niño de Atocha. Por las costumbres y creencias al poblado de Plateros acuden miles de peregrinos para agradecer o pedir un favor, y es tanta la concurrencia que este santuario es uno de los más visitados de la República Mexicana, llegando hasta los 2 millones de visitantes anualmente, principalmente en sus fiestas del 25 de diciembre siendo el tercero después de la basílica de Guadalupe y de la catedral de San Juan de los Lagos. Tiene una importante colección de retablos que se conservan a un costado del templo, que son una prueba latente de la fe.

Zona Arqueológica de la Quemada




El término hace referencia a los restos quemados encontrados en el lugar al extraer piedra para la construcción de la hacienda. Los antiguos habitantes de La Quemada se establecieron en el Valle de Malpaso, actual territorio del municipio de Villanueva al centro sur del Estado de Zacatecas. La ocupación prehispánica se presentó entre los años 350/400 al 1150 de nuestra era, teniendo su máximo apogeo entre el 600 al 850 d.C. Convirtiéndose en un centro rector que logró concentrar en su entorno 220 asentamientos con funciones y tamaños distintos. La Quemada representa el asentamiento monumental más relevante en el centro norte de México por su arquitectura.


Museo Pedro Coronel




El colegio jesuita del siglo XVII, que alguna vez ocupó funciones de vecindad e incluso cárcel, alberga una vasta colección de arte internacional, en las que destacan obras de Kandinsky, Picasso, Goya, Miró, Dalí y otros renombrados artistas de la plástica contemporánea, donadas por el ilustre artista plástico zacatecano que da nombre al museo. Dentro del museo se pueden observar piezas de arte prehispánico, procedentes de diversas culturas mesoaméricanas, así como obras de arte griego y romano. De igual manera resalta la colección de piezas del periodo colonial e igualmente recintos que brindan muestras del arte cultural egipcio, japonés, africano, tailandés entre otros. Alberga la Biblioteca Histórica Elías Amador, con unos 20,000 volúmenes, y una colección de numismática zacatecana.

0 comentarios:

Publicar un comentario