martes, 28 de agosto de 2018

19:24:00
MÉRIDA, Yucatán, 28 de agosto de 2018.- Recibimos el siguiente escrito sobre la compañía SIESA en el O'Horán. La persona que escribe nos pide reservarnos su identidad por temor a represalias.

¿Por qué llora el O´Horán? El O´Horán está enfermo.


Es una vergüenza para Yucatán que la compañía SIESA se encargue de la seguridad del Hospital "Dr. Agustín O'Horán".

¿Dónde está el Gobierno? Todos tenemos derecho a tener un recibo de nuestro salario. A sus empleados, SIESA no les entrega recibo. ¿Cómo paga sus impuestos la compañía?

Se supone que deben ser unos 25 empleados de seguridad, pero en realidad llegan como 17. Hay empleados fantasma, cuyos salarios cubre el Estado. ¿Para quién va? ¿Para el Dr. Espadas?

Nadie de los empleados coopera porque les pagan una miseria. $110 por turno (12 horas). SIESA dice que paga la comida, pero en realidad la paga el hospital. Si el guardia se enferma, le vale a la compañía.

Bueno, Vila, ¿qué onda?

¿Sabe qué? Los barrenderos no hacen nada. Quítenles la base. Hay que ser justos.

Las enfermeras meten a sus nietos que no estudian y el que de veras sabe no puede entrar.

Es una vergüenza para nuestro pueblo.

Vayan a ver al O'Horán la clase de vigilantes que hay.

Pobre O´Horán, echando lágrimas.

Los médicos tienen auto del año. El Dr. Carlos Espadas Villajuana, un cerdo espantapájaros, ¿cómo lo ponen de director si no hace nada?

Preguntémonos. ¿Sólo porque tiene posición social aunque no haga nada?

Vila, recupera el O´Horán para la gente del pueblo.

Hay muchas anomalías. Hay que renovar todo. Y tú como Gobernador tendrás el deber de ver la situación con tus ojos. No confíes en gente que te lame los pies. Tienes el deber de cambiar a Yucatán.

Ve y pregunta cómo escriben los guardias de SIESA. Hay gente que no sabe escribir.

Una compañía debe tener personal con perfil.

Vila, ¿qué haces ahora que vas a ser Gobernador? 

El día no es fácil para los vigilantes. Van a Urgencias y no les dan protección. Andan entre bacterias y a la compañía y al hospital no les importa.

El supervisor del O´Horán de seguridad, Enrique Castro, se burla de los yucatecos y nos trata como mulas porque se cree muy civilizado. No es de acá. Es el vil hijueputa que no sabe nada. No tiene título y vino acá porque su hermano se casó con una dama bien posicionada. Primero lo pusieron en la Policía y luego en Coordinados. Tú puedes averiguar quién es, Vila. ¿Qué antecedentes tiene? Toda la gente dice que es un perro.

Hay que hacer algo. 

No sólo el O´Horán llora lágrimas.

Y a esos jueputas de SIESA mándalos al demonio. (Libertad de Expresión Yucatán)

0 comentarios: