lunes, 18 de septiembre de 2017

15:29:00
MÉRIDA, Yucatán, 18 de septiembre.- En rueda de prensa celebrada esta mañana, el senador por Yucatán Daniel Ávila Ruiz expuso, tal como lo hiciera en la capital del país en días pasados, sus denuncias por presuntas irregularidades en la licitación para el proceso de reemplacamiento en Yucatán.

Daniel Ávila durante la conferencia, celebrada en conocido hotel (foto: José Repetto)
El legislador federal explicó que un grupo de ciudadanos se le acercó por el alto costo del cambio de placas en la entidad y que a raíz de ello inició su investigación.

Se convocó a la licitación, detalló, el 30 de noviembre de 2016 y vieron que la primera presunta irregularidad es que sólo se hizo por un plazo de seis horas, esto aunado a que el plazo para la la junta de aclaraciones sólo duró 48 horas y se dieron 4 días para la apertura de propuestas técnicas y económicas.

Esto en contraste con otros estados, dijo, donde se manejó un plazo de 15 días.

También hizo referencia a la cláusula de que no habría anticipo alguno para la empresa ganadora, cuando éste es normalmente del 15% al 30% según el senador, lo cual inhibe la participación de los proveedores en el proceso, consideró.

Ya tras el fallo cambiaron esta condición, dando a la empresa ganadora, Vitro Fomento Industrial S.A. de C.V. (Vifinsa), un anticipo de 50%.

El viernes pasado, Ávila denuncio esta situación dirigiéndose al Auditor Superior del Estado, Mario Can Marín, en amplio documento donde detalla los hechos narrados.

La empresa dio las placas y tarjetas de circulación a $245 + IVA, mientras que en Nuevo León cobraron $156.75 + IVA, esto es, una diferencia de $88.25 por placa que al multiplicarse por 750 mil placas hace un total de 66,187,500.

Adicionalmente, las placas en Yucatán se venden a $1,446 -para automóvil- lo cual genera una diferencia, que describió como estratosférica, de $1,201 respecto al costo de su elaboración, describiendo esta situación como un "robo en despoblado" y señalando que no puede ser que los que estén pagando este sobrecargo sean los yucatecos.

Concretamente, el legislador describió la licitación como simulada, amañada y con muchas irregularidades.

Dio como ejemplo los casos de la Ciudad de México y el Estado de México, donde no hay reemplacamiento sexenal y, en el primer caso, dan tarjetas de circulación mejores (plásticas) que las de Yucatán.

Ávila Ruiz pidió que se investigue esta situación con estricto apego a la ley, anticipando que pasado mañana presentará junto con otros senadores un punto de acuerdo pidiendo que la PGR atraiga el caso y lo investigue.

También comparó los precios entre el reemplacamiento de 2009 y 2017, indicando que el monto total subió 780 millones de pesos.

El legislador también hizo mención del hecho de que el poder adquisitivo de los habitantes de Nuevo León es mucho más alto que el de la gente en Yucatán.

La empresa vendió a la entidad un total de 750 mil juegos de placas para automóviles, motocicletas y remolques en $157,216,818 + IVA.

El senador denunció los presuntos hechos en días pasados ante la Auditoría Superior de la Federación.

Libertad de Expresión Yucatán preguntó a Ávila Ruiz por qué tardó tanto tiempo en dar a conocer estos alegatos, pues el reemplacamiento inició desde enero, a lo cual respondió que lleva su tiempo hacer las solicitudes por transparencia, comparar y hacer las investigaciones pertinentes, a lo cual indicó dedicó casi 3 meses.

Adicionalmente, Ávila mencionó que inclusive ha denunciado a panistas como el ex alcalde de Hunucmá, Mario Balam, quien fue inhabilitado por 20 años por la construcción, no concretada, de baños ecológicos, así como a la hoy ex delegada del ISSSTE, Leticia Mendoza Alcocer, y al ex delegado de la Sagarpa, entre otros casos. (José Repetto)

0 comentarios: