miércoles, 25 de enero de 2017

11:12:00
MÉRIDA, Yucatán, 25 de enero de 2017.- La Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (PROFEPA) clausuró de manera total temporal dos predios en la localidad de Chicxulub Puerto, municipio de Progreso, Yucatán, por llevarse a cabo en ellos remoción de vegetación natural, sin contar con la autorización de cambio de uso de suelo en terrenos forestales que expide la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales (SEMARNAT).

En los predios inspeccionados, personal de la Delegación Federal de la PROFEPA en la entidad constató la remoción de una superficie total de 1.82 hectáreas, de las cuales 1.7 hectáreas corresponden a matorral costero y 0.12 hectáreas a humedal costero.

PROFEPA clausuró de manera total temporal dos predios en la localidad de Chicxulub Puerto, municipio de Progreso, Yucatán, por llevarse a cabo en ellos remoción de vegetación natural, sin contar con la autorización de SEMARNAT.

En el predio con vegetación de humedal costero se constató la realización de obras, así como trabajos para la apertura de caminos de acceso y relleno del humedal con escombros para asentamientos humanos irregulares.

Por lo anterior, y con el fin de evitar que se continuara con la afectación al ambiente, se dictó como medida de seguridad la clausura total temporal en ambos predios.

La sanción establecida en la Ley General de Desarrollo Forestal Sustentable (LGDFS) por la realización de actividades distintas a las actividades inherentes a su uso, sin contar con la autorización correspondiente, comprende una multa del equivalente de 100 a 20,000 Unidades de Medida y Actualización, de acuerdo a lo establecido en el artículo 165 fracción II, en relación con el artículo 163 fracciones I y VII de la LGDFS.

Por su parte, el Código Penal Federal establece una pena de dos a diez años de prisión a quien ilícitamente dañe, deseque o rellene humedales.