viernes, 5 de julio de 2019

23:50:00
CIUDAD DE MÉXICO, 5 de julio de 2019.- La toma de instalaciones del Centro de Control y Mando (Contel) de la Policía Federal, no sólo ha parado el envío de más de 5 mil elementos a diferentes estados del país, también el mantenimiento a más de mil vehículos que permanecen parados y en el abandono, algunos de ellos donados o comprados con recursos de la Iniciativa Mérida.

De acuerdo con el testimonio de elementos de la División de Fuerzas Federales que ya pertenecen a la Guardia Nacional, desde el pasado lunes fueron citados a Contel para ser desplegados a diferentes partes del país.

Entre las entidades a las que serían enviados para combatir al crimen organizado, así como para contener el flujo de migrantes se encuentran: Chiapas, Tabasco, Jalisco, Michoacán, Guerrero, Tamaulipas, Baja California, Durango, Chihuahua, Jalisco, entre otras.


También, en los dormitorios que ya están rebasados, se encuentran elementos que fueron llamados para la aplicación de los exámenes de Control y Confianza.

Sin embargo, hasta el momento no han recibido instrucción de sus mandos, ya que lo único que les comentan es que: "hasta que no se resuelva el conflicto, no aplicarán los exámenes y no se comisionará a ningún guardia nacional a los estados" porque las áreas administrativas están paradas.


Esperan traslados

"No nos han dicho nada. A mí me citaron para ser trasladado a Tijuana, Baja California, pero hasta el momento no me han dicho nada, estoy a la espera", comenta Luis, policía federal que ya fue comisionado a la Guardia Nacional.

"Me citaron el martes para los exámenes de control y confianza, pero no me dicen nada, ni a mi o a mis compañeros. Lo único que nos comentan es que la prioridad es el conflicto de Contel" explica Carlos.

"Me dijeron que me iba a ir Tenosique, pero hasta a la fecha no hay respuesta. Tengo que esperar a que me den instrucciones. Mientras pasamos el tiempo en las casas de campaña", narra Arturo.

La falta acuerdos para resolver las demandas de los elementos, y con ello, liberar el Centro de Control y Mando, también ha originado un retraso en el mantenimiento de camionetas, patrullas, vehículos de traslado, así como camiones blindados, mejor conocidos como "Rinocerontes", adquiridos con recursos de la Iniciativa Mérida.

Durante un recorrido realizado por LA SILLA ROTA en las instalaciones del Centro de Control y Mando, se observó como los "Rinocerontes", camiones con blindaje 5 en los que se ha trasladado a narcotraficantes, como Joaquín Guzmán Loera, "El Chapo", están en el abandono, o incluso son utilizados como bodega y tendedero.

Los vehículos permanecen en la parte posterior de las instalaciones de Contel estacionados. Algunos de ellos, tienen en el parabrisas oficios con las leyendas: fuera de servicio, se solicitó mantenimiento" "propuesta para baja"; "asignada para la Guardia Nacional".

Esos vehículos deben ser pintados y rotulados con las insignias de la Guardia Nacional. A algunos se les tiene que dar mantenimiento, porque están mal de la marcha, el motor o tienen defectos. Se deben de arreglar, sin embargo, están parados hasta que den nuevas instrucciones

La congregación de elementos en las instalaciones y la falta de espacios (dormitorios) ha originado que el personal duerma en casas de campaña instaladas en la intemperie o en los mismos vehículos que permanecen en las instalaciones de Contel.

Hacen coperacha para los tacos

Tortas, pan, café, fruta, aguas, refrescos, o incluso, tacos de canasta, son algunos alimentos que los propios elementos o habitantes han llevado a las instalaciones en respaldo de la movilización que realizan policías federales en el Centro de Control y Mando.

En los casi tres días que han permanecido tomadas las instalaciones, se ha permitido el paso a personas que llevan víveres para entregarlos a los policías.

Los elementos han agradecido el apoyo en las instalaciones que se han convertido en su segunda casa. Para pasar el tiempo, caminan por las diferentes áreas, charlan sobre el destino de sus protestas, e intercambian historias sobre el tiempo que ha pasado desde la última vez que vieron a su familia. (Marcos Muédano / La Silla Rota)

0 comentarios:

Publicar un comentario