martes, 9 de abril de 2019

20:42:00
José Repetto

El miércoles 10 de abril de 2019, los 25 diputados que integran el Congreso del Estado de Yucatán someterán a discusión la aprobación del matrimonio igualitario.

Aunque la iniciativa en cuestión fue presentada por el hoy ex gobernador Rolando Zapata Bello en agosto del año pasado, este tema tiene años en la "congeladora" legislativa y es una exigencia de la sociedad civil a la que varias legislaturas han hecho oídos sordos.

En 2009, siendo gobernadora Ivonne Ortega Pacheco, se aprobó una iniciativa en sentido contrario, definiendo el matrimonio como la unión entre un hombre y una mujer, esto a instancias de la organización homofóbica denominada "Red Pro Yucatán". No fue hasta 2013, vía amparos, que comenzaron a casarse parejas del mismo sexo en Yucatán. Desde entonces, decenas han formalizado su unión por esta vía, y podrán seguir haciéndolo aunque la iniciativa de mañana no pase.

Varias posturas son conocidas. Las dos diputadas de Movimiento Ciudadano y el del PRD votarán a favor; los seis diputados del PAN en contra; los priistas, ya declaró Felipe Cervera, no votarán en bloque y los de Morena está por verse -aunque su coordinador Edmundo Candila dijo que el tema debería someterse a consulta-, al igual que los legisladores de los partidos satélites del PRI.

Pase lo que pase mañana Yucatán será noticia nacional, ya sea por ser un estado más que aprueba el matrimonio igualitario o el único que lo rechaza explícitamente.

Falta ver si la mayoría de los diputados estará del lado de los derechos humanos o votará acorde a sus principios personales y religiosos.

0 comentarios: