miércoles, 24 de octubre de 2018

12:44:00
CIUDAD DE MÉXICO, 24 de octubre de 2018.- Los tres hombres armados que irrumpieron en la casa del cardenal Norberto Rivera el domingo pasado eran sicarios que iban con la intención de asesinar al religioso.

Así lo asegura el periodista Carlos Loret de Mola, quien asegura dicha línea de investigación le fue informada a través de "fuentes de alto nivel".

La movilización frente a la casa del Cardenal tras el atentado.

El ataque no se consumó debido a que los presuntos sicarios no esperaban la reacción del elemento de la Secretaría de Seguridad Pública de la Ciudad de México (SSPCDMX) que repelió la agresión.

En el ataque de la casa del clérigo, en la colonia Florida, en la Álvaro Obregón, en la Ciudad de México, murió el uniformado que le salvó la vida a Norberto Rivera.

Mientras, uno de los sicarios permanece hospitalizado en Lomas Verdes, Naucalpan, Estado de México.

Sobre los sicarios se sabe que son mexiquenses, provenientes específicamente del municipio de Ecatepec.

Loret de Mola detalló también que se está investigando al círculo cercano de seguridad del cardenal, pues uno de los escoltas "no habría hecho nada durante el ataque", hecho que en La Silla Rota ya habíamos adelantado.

"Las autoridades no descartan que quienes hayan mandado matar al cardenal siguen con esa idea en la cabeza y seguramente lo intentarán de nuevo, por lo que se ha reforzado la seguridad en su entorno". (La Silla Rota)

0 comentarios: