domingo, 15 de julio de 2018

14:00:00
MÉRIDA, Yucatán, 15 de julio de 2018.- El diputado del V distrito, Dr. Manuel Díaz Suárez, desde la tribuna del congreso del Estado, externó su beneplácito por la oportunidad de cerrar con broche de oro la última sesión del último periodo ordinario del tercer y último año de sexagésima primera legislatura al dejarle al Estado una extraordinaria y muy necesaria ley de salud mental.

Señaló que de esta manera, Yucatán se estaría sumando a los estados de Michoacán, Jalisco, Zacatecas, Sonora, Querétaro, Baja California, Sinaloa y Nuevo León, que ya cuentan con una legislación en la materia y que con ello están logrando abatir los índices de depresión, enfermedades mentales y suicidio.

Asimismo comentó el cumpliendo cabal, al dotar al estado de una herramienta legislativa que permita, en primera instancia, afrontar los trastornos mentales como epidemia del siglo y en segunda, hacerles justicia a todas las personas con estos padecimientos, al igual que a sus familias.

Diputado Manuel Díaz Suárez.

Expuso las razones por las que los trastornos mentales representen la epidemia del siglo, los cuales son: la pérdida de valores de la sociedad, el consumismo, el deseo de hacer todo, tener todo y estar en todos lados, una sociedad que se ve amenazada por un ritmo de vida estresante, de prisas y generador de ansiedad, donde se van desintegrando las familias y dejando descuidados y vulnerables a nuestros niños, jóvenes y adultos mayores.

En el caso particular de Yucatán, mencionó datos que evidencian la gravedad de los trastornos mentales.

En los dos últimos años el número de consultas por depresión se ha incrementado en un 50%. En Yucatán hasta el mes de julio del 2015 se habían presentado 89 suicidios, mientras que, en este mismo periodo, pero del actual 2018 ya se han presentado 134 suicidios. En lo que va del año cada 33 horas se suicida un yucateco, mientras que la tasa de suicidio en el país es de 4.5 por cada 100 mil habitantes, en Yucatán es de 10.5 por cada cien mil habitantes, es decir, más del doble.

En cuanto a la ley  presentada por el diputado del V distrito, menciona las partes más sobresalientes, la cual está integrada por 100 artículos dividos en 11 capítulos y seis disposiciones transitorias.

El respeto irrestricto a los derechos humanos de las personas que presenten algún trastorno mental, el que el estado, así como sus familias les garanticen alimentación, vestido, alojamiento y sobre todo un tratamiento digno que les permita el control de su padecimiento y de ser posible su recuperación y reincorporación al tejido social.

El apoyo del estado para las familias de pacientes con algún padecimiento mental, la creación de un Consejo interinstitucional que permita el involucramiento de varias dependencias de gobierno y que no se le deje sola a la Secretaría de Salud en la estrategia y política pública que garantice la salud mental en Yucatán.

 La creación de un Instituto de Salud Mental que desarrolle un programa de acciones que abarque en sus estrategias a todos los sectores, sobre todo los más vulnerables y que promueva y apoye la participación de la sociedad civil organizada, las responsabilidades de las autoridades de los tres niveles de gobierno y la conformación de una red de atención en salud mental que amplíe su cobertura y proporcione la atención pertinente en todos los municipios del estado.

La ley también contempla las bases para que los profesionales de la salud y prestadores de servicios actúen en todo momento con ética, profesionalismo y responsabilidad con los pacientes usuarios, incluye un capítulo específico para la atención del fenómeno suicida; establece los lineamientos para dotar a las escuelas del nivel básico y medio superior de psicólogos o personal capacitado en salud mental, que promuevan en nuestros niños y jóvenes una cultura de la salud mental y prevengan o detecten de manera temprana los padecimientos mentales en este sector.

Se destaca el fortalecimiento del financiamiento y presupuesto anual para la atención de la salud mental en nuestro estado, que pasaría del menos del 1 por ciento de todo el dinero que actualmente se destina a la salud en la entidad, a un 7% del total del presupuesto de salud, para la atención de este rubro específico.

El Dr. Manuel Díaz Suárez finalizo su intervención agradeciendo la asesoría y respaldo de importantes y destacados amigos especialistas y conocedores de la materia como son doctores, psicólogos, asociaciones civiles, facultades y a todos los demás que de alguna manera contribuyeron a la creación de esta nueva Ley de vital importancia para el estado.

0 comentarios: