sábado, 14 de julio de 2018

14:13:00
CIUDAD JUÁREZ, Chihuahua, 14 de julio de 2018.- Debido a un error de sus empleados, una sucursal de Bodega Aurrerá en Ciudad Juárez se vio obligada a vender televisiones de plasma a precios de entre 2 y 5 pesos a 35 clientes que se 'avivaron' al reclamar la oferta.

Durante 20 horas de negociaciones, gerentes y autoridades de la Procuraduría Federal del Consumidor (Profeco) negociaron con la clientela que 'tomó' la sucursal, exigiendo que se respetaran los precios.

La venta de los televisores se concretó hasta el mediodía del viernes.

Fue alrededor de las 17:00 horas del jueves cuando varias personas se percataron de que algunos artículos tenían precios de 2, 3 y 5 pesos, entre los que habían computadoras y bocinas, en la tienda ubicada en la avenida Perimetral Carlos Amaya, número 3146.

Clientes que lograron llevarse los televisores ofertados. (Publímetro)

Varios clientes tomaron hasta cinco unidades y con fotografías como evidencia, exigieron que se respetara el costo ofertado.

La oferta fue negada en las cajas, por lo que empezó una serie de discusiones al interior de la sucursal que obligaron a que fuera cerrada por los propios empleados.

Al lugar llegaron agentes de la policía municipal que se mantuvieron en la tienda para evitar que la situación se saliera de control y pudiera darse un enfrentamiento o daños al interior del establecimiento.

Los clientes optaron por quedarse en el lugar hasta la llegada del personal de la subdelegación de la Profeco. Alrededor de 30 personas pasaron la noche en la tienda y esperaron casi 20 horas para llevarse una televisión.

El viernes, luego de un acuerdo entre funcionarios y directivos de la empresa con los clientes, se respetó el precio a 35 personas, con la condición de que cada quien se llevara una televisión, la mayoría de tamaños superiores a las 40 pulgadas, pues algunas compradores buscaban adquirir hasta 10 pantallas.

En noviembre pasado, a unas horas de iniciada la campaña 'El Buen Fin', empleados de la sucursal Soriana Híper en la avenida Tecnológico en la ciudad de Chihuahua, cometieron un error de puntuación al colocar los precios de las pantallas, al cambiar la coma por un punto.

El precio (escrito como 10.999, en lugar de 10,999) fue captado por las personas con sus teléfonos celulares e intentaron comprar hasta 20 pantallas en caja.

En esa ocasión, las negociaciones entre las partes involucradas permanecieron hasta la madrugada y para evitar una multa millonaria, la tienda vendió 50 unidades de televisiones Samsung en menos de 15 pesos, cuando el costo original de algunos de los aparatos ascendía hasta los 20 mil pesos. (El Financiero)

0 comentarios: