miércoles, 9 de mayo de 2018

12:09:00
BRASILIA, 9 de mayo de 2018.- La primera dama de Brasil, Marcela Temer, se lanzó vestida al lago del palacio presidencial para salvar a su perro, protagonizando un rescate que ha generado una cascada de bromas en las redes sociales. La exreina de belleza, de 34 años, saltó al lago después de ver cómo Picoly, su mascota de raza Jack Russell, se tiraba al agua para perseguir unos patos y no conseguía salir.

El incidente se produjo el pasado 22 de abril, pero se ha hecho público esta semana. Los medios brasileños y el ingenio de los internautas no tardaron en convertir la noticia del rescate de la primera dama en uno de los asuntos más comentados en Twitter durante la tarde del lunes.

Marcela Temer y sus dos perros, Picoly y Thor.

Teniendo en cuenta que su marido, Michel Temer, es el presidente más impopular de la historia de Brasil, el bloguero de izquierdas Leonardo Stoppa consideró que el objetivo de Marcela no era salvar al perro, sino al pato. "Se desesperó porque vio a uno de los pocos electores de Temer", bromeó en un vídeo colgado en Youtube.

El mandatario conservador, más de cuatro décadas mayor que su esposa e implicado en varias investigaciones por corrupción, también fue objeto de la sátira del bloguero José Simao. "¡El perro de Marcela trató de suicidarse! ¡No aguantó a Temer!", escribió en Twitter.

Una agente del equipo de seguridad de la Presidencia de Brasil fue retirada de sus funciones por poner en riesgo la vida de la primera dama al negarse a rescatar a su mascota, que no lograba salir de un lago de los jardines de la residencia del Jefe de Estado, informaron el lunes fuentes oficiales.

El accidente de la mascota de la primera dama, Marcela Temer, ocurrió el 22 de abril, cuando hacía una caminata por los jardines del Palacio de la Alvorada, en compañía de 'Picoly', un perro de raza Jack Russel.

Según declaraciones de la asesora de prensa de la primera dama a Efe, el perro entró al agua y, cuando estaba en la mitad del lago, Temer se dio cuenta que su mascota no podía regresar, le pidió a la agente de seguridad que la acompañaba que saltara al agua y lo rescatara pero esta se negó.

Acto seguido, la primera dama se lanzó a las aguas del lago y rescató a Picoly, que está en la familia desde 2016.

La agente, de quien se desconoce el nombre, fue retirada de sus funciones por haber "puesto en riesgo la integridad física" de la primera dama y trasladada a otro despacho del Gabinete de Seguridad Institucional de la Presidencia, aseguró la asesoría de prensa. (AFP / EFE)

0 comentarios: