viernes, 23 de febrero de 2018

12:29:00
MÉRIDA, Yucatán, 23 de febrero.- No conforme con haber obtenido la primera pluri para diputada local, la hoy senadora Rosa Adriana Díaz Lizama se ha servido con la cuchara grande.


Esto porque su esposo llegó a ser alcalde de Buctzot en 2015 y su hija presidenta del DIF.

Esto no bastó, por lo visto la legisladora viajera puso a su hija como candidata a diputada federal. 

En breve: todo queda en la familia. (José Repetto)

0 comentarios: