lunes, 29 de enero de 2018

11:52:00
NUEVA YORK, 29 de enero de 2018.- Bruno Mars, que resucitó el funk, dio una sorpresa al arrasar el domingo en unos Grammy que recompensaron sus canciones fiesteras y desairaron a "Despacito" y al hip hop.

Mars ganó en todas las categorías en las que fue nominado y se alzó con seis gramófonos en la ceremonia celebrada en el Madison Square Garden de Nueva York, incluidos los principales de mejor álbum por "24K Magic", mejor canción por "That's What I Like" y mejor grabación por "24K Magic".
Bruno Mars muestra uno de sus seis Grammy. (AFP)

Mars recordó la primera vez que actuó cuando era niño para unos turistas en Hawái. "Lo recuerdo como si fuese hoy, gente que no se conocía, de lados opuestos del planeta, bailando unos con otros, celebrando juntos", dijo. "Lo único que quería hacer con este álbum era eso".

"Despacito", el hit viral de Luis Fonsi que puso a mover las caderas a todo el planeta en 2017, estaba nominada en tres categorías en su remix con Daddy Yankee y Justin Bieber, pero no ganó en ninguna.

Mars, un hawaiano de 32 años, puso fin al sueño de su colega puertorriqueño de convertirla en la primera canción en español en conquistar los premios de mejor canción y/o mejor grabación.

"¡Una pena el robo a úLuisFonsi y úDaddyíYankee, que definitivamente merecían un Grammy a la mejor grabación del año por #Despacito!", tuiteó el senador demócrata Bob Menéndez.

Con el Grammy por "24K Magic", su tercer álbum, Mars dejó atrás también a tres nominados del hip hop, entre ellos "4:44" de Jay-Z, que pese a tener ocho nominaciones se fue a casa con las manos vacías, y a "DAMN" de Kendrick Lamar, que conquistó cinco galardones, incluido mejor álbum de rap y mejor canción de rap por "Humble". (AFP)

0 comentarios: