viernes, 29 de septiembre de 2017

09:48:00
BUENOS AIRES, 29 de septiembre de 2017.- El magnate y visionario de los viajes espaciales, Elon Musk, reveló este viernes más detalles de su plan para colonizar Marte a partir de 2022 y usar cohetes para conectar las principales ciudades del mundo en menos de media hora.

"El futuro será mejor si somos una especie multiplanetaria que si no", dijo desde el escenario del 68° Congreso Astronáutico Internacional que se realiza en Adelaida, Australia.

El ambicioso proyecto del fundador de Space X y Tesla Motors será posible gracias a un nuevo cohete que, según los planes, deberá reemplazar la actual flota de Space X, los Falcon 9, el Falcon Heavy y el vehículo Dragon.

"La cosa más importante es que creo que entendimos como financiarlo", dijo Musk a la audiencia.

La viabilidad económica de los proyectos del magnate es uno de los temas más cuestionados por los escépticos.

La solución, según Musk, "es tener un vehiculo más pequeño, aunque sigue siendo bastante grande, pero uno que pueda hacer todas las actividades que se requieren en la órbita terrestre".

Elon Musk durante el Congreso Astronáutico Internacional que se realiza en Adelaida, Australia. (Reuters)

La nueva nave espacial se llama formalmente Interplanetary Transport System, pero -como es habitual en los proyectos de Musk- se la conocerá con el irónico nombre de "Big Fucking Rocket" (BFR, por sus siglas en inglés, que significan "Cohete jodidamente grande").

"Todos nuestros recursos serán destinados a construir BFR", dijo Musk. "Y creemos que lo podemos hacer con las ganancias que recibimos lanzando satélites y abasteciendo la estación espacial".

Al igual que el Falcon 9, el cohete será completamente reutilizable y, aseguró, tendrá el costo de lanzamiento más bajo en la historia de la exploración espacial. Musk adelantó que todos los recursos invertidos en los Falcon 9, Heavy o Dragon serán progresivamente destinados al nuevo coehte, que reemplazará estos vehículos.

Musk dijo que la empresa ya comenzó a construir el nuevo sistema, con la construcción del primer cohete dentro de seis o nueve meses.

"Estoy bastante confiado que podemos completar la nave y lanzarla en aproximadamente cinco años", dijo.

El cohete será tendrá unas medidas de 48 metros de largo con un diámetro de 9 metros. La parte habitable contará con 40 camarotes, cada uno con capacidad para 2 o 3 personas.

En cada viaje a Marte viajarán en total "unas cien personas", detalló Musk.

La primera misión será no tripulada, principalmente con el fin de buscar agua en el planeta; luego, si todo sale como planeado, en 2024 el primer hombre pisará la superficie del "planeta rojo".

Pero este será sólo el primer paso. Luego comenzará la colonización de Marte, con la construcción de una ciudad a medida que se intensificarán los viajes con la Tierra.

Pero, según Musk, los viajes a Marte no serán la única utilización del nuevo cohete. Además será usado en varias actividades alrededor de la órbita terrestre, incluido el lanzamiento de satélites y el abastecimiento de la Estación Espacial Internacional.

También realzar pruebas de aterrizaje en la luna, donde otros de los proyectos es construir una base llamada Moon Base Alpha.

El final de la presentación fue reservado para una sorpresa. Space X mostró un video de un utilizo "terrestre" del BFR: viajar entre las ciudades más importantes del mundo en menos de 30 minutos, a una velocidad de 27 mil kilómetros por hora.

"Una vez que estés fuera de la atmósfera será tan suave como la seda, sin ninguna turbulencia, nada", dijo. (infobae)

0 comentarios: