jueves, 11 de mayo de 2017

19:14:00
CIUDAD DE MÉXICO, 11 de mayo de 2017.- Ante la negativa de ser recibidos por legisladores integrantes de la Comisión Permanente del Congreso, estudiantes de la Normal Rural de Ayotzinapa, Guerrero, lanzaron dos cohetones al interior de la sede del Senado de la República, que rompieron una de las puertas de la entrada principal de cristal, ubicada frente a la Plaza Louis Pasteur. En el lugar no hubo personas heridas, ni detenidos.

Los padres de familia de los 43 estudiantes desaparecidos llegaron poco después de las 13 horas al Senado, que era la hora pactada para ser recibidos, conforme a los acuerdos alcanzados el pasado 3 de mayo, cuando se reunieron con integrantes de la Comisión Permanente, entre ellos los senadores David Monreal, del PT; Marco Antonio Olvera y Verónica Martínez, del PRI, y el coordinador de los diputados del PRD, Francisco Martínez Neri.

Los cohetones rompieron una de las puertas de la entrada principal de cristal, ubicada frente a la Plaza Louis Pasteur. (@politicomx)

Este día sólo estaba el senador independiente Alejandro Encinas, quien pidió que se permitiera la entrada de una comisión de padres para dialogar con ellos en sus oficinas. No obstante, explicó, la Mesa Directiva que encabeza Pablo Escudero puso trabas y los familiares de los estudiantes “se molestaron”. Los padres y los estudiantes normalistas se retiraron al plantón indefinido que mantienen frente a la Procuraduría General de la República (PGR).


El senador Encinas deploró que no estuvieran presentes los legisladores que se habían comprometido la semana pasada a recibirlos de nueva cuenta esta jueves, como estaba pactado.

Aunque también mantenían cerradas algunas vías de Reforma, Vidulfo Rosales, abogado de los padres, defendió no estar actuando con vandalismo, sino ejerciendo su derecho de protesta.

Policías en torno al Senado repelieron a los normalistas. (Francisco Olvera)

Aunado a ello, en la pasada sesión de la Comisión Permanente no se presentaron los puntos de acuerdo a los que se habían comprometido, entre ellos la conformación de una comisión legislativa de seguimiento del caso Iguala, y un punto de acuerdo para solicitar la comparecencia del titular de la PGR, Raúl Cervantes Andrade, para que informe del avance de las investigaciones del caso Iguala. (Andrea Becerril y José Antonio Román / La Jornada)