jueves, 25 de mayo de 2017

19:09:00
LISBOA, 25 de mayo de 2017.- La cantante estadounidense Madonna dio un paseo por Lisboa con sus dos hijas adoptivas, Stella y Estere, vestidas con la equipación del Benfica, como muestra una fotografía publicada hoy por la artista en su perfil de Instagram. Todo para vivir con su nuevo amor, Kevin Sampaio, un modelo portugués de 30 años, 28 menos que ella.

La imagen de las gemelas, publicada con el mensaje "Where Life Begins" ("Donde la vida empieza"), sería de los momentos finales de la visita de más de una semana que Madonna ha realizado a Lisboa, pues, según la prensa lusa, la artista ya ha abandonado Portugal.

La fotografía surge después de que el hermano de las dos niñas, David Banda, de 11 años, entrenase durante la última semana con el equipo sub-12 del Benfica, uno de los principales clubes de fútbol de Portugal.

Madonna y Kevin Sampaio en Nueva York el mes pasado.

La cantante visitó las instalaciones del centro de formación y entrenamientos del Benfica en compañía de su director, el exfutbolista Nuno Gomes, con quien cenó el pasado martes en Alcántara.

A lo largo de la última semana, Madonna compartió en su perfil de Instagram algunas imágenes de sus vacaciones en Portugal, donde visitó el Monasterio de los Jerónimos, Sintra, el Oceanario de Lisboa, el Parque Eduardo VII y las playas de Comporta.

Según la prensa lusa, la "reina del pop" también visitó varios palacetes y quintas en la zona de Sintra y Lisboa y todo indica que está buscando casa en Portugal.

Madonna, que se hospedó en el Hotel Ritz, fue vista también en el Instituto Francés "Charles Lepierre", lo que provocó que los medios de comunicación especulasen con que la artista estaba pensando en mudarse a Lisboa con sus hijos, a quienes estuvo buscando escuela. (EFE)