viernes, 28 de abril de 2017

20:01:00
MÉRIDA, Yucatán, 28 de abril de 2017.- La delegación local de la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (Profepa) informó que ubicó a tres personas sospechosas de haber ultimado, destazado y comercializado varias partes de un jaguar en una comunidad de Espita.

José Lafontaine Hamui, titular de la dependencia, indicó que a través de un procedimiento iniciado en el que se investiga el hecho, se logró identificar a los presuntos responsables, quienes enfrentarían un proceso administrativo en este caso.

La semana pasada la Profepa informó que inició la investigación ante la circulación de una fotografía en redes sociales en la que se aprecia a un grupo de personas desollando a un jaguar en una comisaría de Espita, al parecer porque el felino había atacado al ganado de la zona.


La dependencia también averiguó que varias partes del cuerpo del animal, como sus colmillos y piel, fueron comercializados, lo que agrava aún más el delito.

Lafontaine Hamui explicó que el Código Penal señala que el hecho podría tratarse de delincuencia organizada, debido a que los presuntos responsables vendieron las partes del animal de manera ilegal, aunado al delito que se cometió al matarlo.

“No hay justificación para que se tomen medidas contra el animal, pues si un ganadero es afectado, puede recurrir al seguro que ofrece la Sagarpa para estos casos y así recuperar lo perdido”, apuntó.

Dejó en claro que la dependencia buscará llegar a las últimas instancias en este caso, de modo que los involucrados reciban las sanciones correspondientes.

Se trata del segundo caso de muerte de jaguar que se registra en Yucatán en los últimos años, ya que en septiembre pasado un felino pereció en una carretera de Tixméhuac, aunque este falleció atropellado. (Reporteros Hoy)