sábado, 18 de marzo de 2017

15:08:00
MÉRIDA, Yucatán, 18 de marzo.- Fuentes de la Junta Local de Conciliación y Arbitraje confirmaron que las señoras Nicté-Ha Cabrera y Grecia Mercado, dos de las mujeres que acusaron despidos injustificados en el Rastro a raíz de la renuncia voluntaria del ex director del Rastro, Santiago Alamilla Bazán, aceptaron, también voluntariamente, el pago de sus finiquitos conforme a la ley, aceptando al mismo tiempo una constancia laboral que ellas mismas solicitaron a las autoridades municipales.

Santiago Alamilla (al fondo a la izquierda) con el gremio de matarifes y el diputado priista "Panchito" Torres (foto: Archivo)

De esta forma, de acuerdo a los litigantes que llevaron el caso en la Junta finaliza una etapa de acoso y presión que sufrieron ambas empleadas para realizar un paro con cartulinas en el Palacio Municipal.

Como informó oportunamente y con veracidad Libertad de Expresión Yucatán, ambas eran personal de confianza.

Es de destacar el caso de Grecia Mercado, con quien Alamilla tiene una muy cercana relación pues la conoce desde la pasada administración, cuando él era subdirector de Servicios Básicos, y se la llevó con él al Rastro.

Grecia Mercado gozaba de canonjías tales como usar vehículos del Rastro para fines personales, camioneta, comidas y empleados a su servicio incluso para asuntos no relacionados con su labor.

El último telón de fondo del show político de Santiago Alamilla –una denuncia penal presentada contra Libertad de Expresión Yucatán- cerró su temporada de invierno-primavera luego de atravesar varios vergonzosos capítulos como la disposición de los matarifes para trabajar de cerca con Rodolfo González Crespo, el nuevo director del Rastro.


En el segundo capítulo de la opereta teatral de Alamilla, la regidora Milagros Romero Bastarrachea, de Movimiento Ciudadano, finalmente hizo las paces con la contralora municipal, María Isabel Rodríguez Heredia, dándose por satisfecha con las investigaciones realizadas durante la gestión del ex funcionario municipal.


Libertad de Expresión Yucatán ha solicitado, a través de transparencia, información adicional sobre las finanzas del Rastro Municipal. Los hallazgos los daremos a conocer apenas tengamos la documentación en nuestro poder.

Asesores políticos y mediáticos de Alamilla Bazán

De acuerdo con fuentes panistas, Santiago Alamilla y la ex jefa de mercadotecnia del gobierno de Patricio Patrón Laviada, Iv Demonte Manzano, quien laborara para Salvador Vitelli Macías, director de Desarrollo Social en la administración de Renán Barrera Concha, formaron una cercanía de carácter personal que llevó a Santiago Alamilla a operar una campaña mediática para favorecer su ascenso político.


De esta manera, la ex funcionaria lo mismo difundía en sus redes sus conferencias en universidades patito que pláticas a subcomités vecinales, subía videos expresando sus opiniones respecto al conflicto de Uber y los taxistas y lo más descarado fue su asistencia a los festejos del gremio de matarifes acompañado del diputado federal Francisco "Panchito" Torres Rivas y “Calín” Herrera, entre otros.


Frágiles lazos de amistad

Especialista en la intriga y la conjura, Iv Demonte Manzano, -directora de la campaña a la gubernatura de Joaquín Díaz Mena- y vocera del ex funcionario Salvador Vitelli fue una de las artífices en los rompimientos de las grandes amistades que sostenían el trabajo político de Santiago Alamilla: primero logró que rompa con Vitelli Macías, a quien acusó de intolerante, soberbio y enemigo de la democracia; luego de que el ex director de Desarrollo Social y creador del programa “Spá Mamá” se negara a sumarse al equipo de campaña de Mauricio Vila.

Después logró romper su amistad con Délmer Peraza Quintal, operador político de Joaquín Díaz Mena, luego de que lo acusara de ser el culpable de la traición de Mauricio Díaz Montalvo al sumarse al equipo de Mauricio Vila.

Cabe aclarar que Peraza Quintal no tuvo ni vela en el entierro pero Demonte Manzano siguió su operación hasta finalmente romper los pocos lazos de amistad que finalmente aislaron en las penumbras del teatro político a Alamilla Bazán, quien prosiguió su alocada carrera guiada por esta mujer de origen tabasqueño, quien desde la Dirección de Desarrollo Social en la administración de Renán Barrera creó el Consejo Municipal contra Discriminación de la Diversidad Sexual. (Libertad de Expresión Yucatán) (nota actualizada a las 15:41 horas)