martes, 13 de diciembre de 2016

10:41:00
MOSCÚ, Rusia, 13 de diciembre de 2016.- El presidente ruso, Vladimir Putin, comenzó hoy una entrevista con la televisora japonesa Nippon en el Kremlim, mostrándoles a su perra Yume, de raza Akita, que le fue regalada en 2012 por la prefectura japonesa del mismo nombre, para agradecer la ayuda de Moscú tras el terremoto y tsunami de 2011.

"Me dijeron que querían ver a Yume, bueno, acá está. En perfecto estado", rompió el hielo el mandatario ruso, quien hizo despliegue del excelente vínculo que mantiene con su mascota.

El presidente ruso, Vladimir Putin, juega con su perro Akita "Yume" antes de una entrevista para la cadena japonesa Nippon Television Network Corporation y el periódico nipón Yomiuri Shimbun sobre su próxima visita a Japón, en el Kremlin. (EFE)

Yume, en japonés significa "sueño", y en vista de la próxima visita oficial de Putin a Japón, programada para el 15 y 16 de diciembre, el gobierno de Tokio quería obsequiarle ahora un macho Akita, pero un funcionario japonés hizo saber la semana pasada que desde Moscú rechazaron la oferta. (ansa)