sábado, 19 de noviembre de 2016

18:31:00
MICHOACÁN, México, 19 de noviembre.- La Orquesta Sinfónica de Yucatán y la violinista ruso-hispana Elena Mikhailova obtuvieron el reconocimiento general del público de esta ciudad en el concierto inaugural de la XXVIII edición del Festival de Música de Morelia.


Ante cerca de mil 300 personas que colmaron el Teatro Morelos, la OSY y la solista dieron realce al encuentro artístico con la interpretación del Concierto para Violín del finlandés Jean Sibelius, en una velada musical que también incluyó obras de Mario Lavista y Johannes Brahms. 

Bajo la batuta del maestro Juan Carlos Lomónaco, los músicos ofrecieron en el concierto de gala una muestra del nivel artístico alcanzado, que los coloca ya entre las mejores orquestas del país participantes en festivales y recitales de concertistas internacionales.

“Sólo nos faltaba un festival, éste, el de Morelia, el más importante de su tipo en el terreno de la música, para el currículum de la sinfónica, que ya participó en dos ocasiones en el Festival Internacional Cervantino y en el Festival Internacional de la Cultura Maya”, comentó de manera previa el director de la agrupación yucateca.

El anuncio de la presentación de la Sinfónica de Yucatán en la apertura del festival suscitó expectación en Morelia, de tal forma que cerca de 600 niños de escuelas de educación preescolar y primaria acudieron al ensayo y, por la noche, el público agotó las entradas del Teatro Morelos con cupo para más de mil 300 personas.

Mikhailova apareció en el escenario con un vestido azul cielo con blanco, en alusión a los colores de Finlandia, la tierra del fallecido compositor, y con su violín, uno construido en 1836 por el famoso lutier o laudero  Jean-Baptiste Vuillaume, en una presentación que dejó honda huella en la historia del festival.

La concertista nacida en Bakú, Rusia, nacionalizada española, desplegó de su violín un sinfín de notas y filigranas del Concierto para Violín opus 47 de Jean Sibelius, señalado por los especialistas como uno de los más difíciles compuestos en la historia de la música, comparable a los Caprichos de Nicolo Paganini. 

Dueña de una destreza y dominio técnico, con ahínco y entrega, Mikhailova dejó estupefactos a los asistentes. Durante 31 minutos, la violinista desarrolló los tres movimientos de la obra estrenada en Helsinki en 1903: Allegro moderato en re menor, Adagio di molto en sí bemol menor y Allegro, ma non tanto en re menor.

La solista invitada sacó la casta y demostró por qué es considerada una de las mejores de la actual generación de concertistas para violín. El público de Morelia, entre los que se encontraba directivos del festival y funcionarios del gobierno del estado, secundó con aplausos y ovaciones el reconocimiento a su talento.

Juan Carlos Lomónaco mostró las posibilidades de la orquesta en la interpretación de una obra de corte contemporáneo, “Ficciones” de Mario Lavista, un conjunto de acordes, formas melódicas y pasajes innovadores para una sinfónica, al que el compositor dio ese nombre basado en la obra homónima del escritor Jorge Luis Borges.

La parte complementaria del programa correspondió a la Sinfonía No. 1 del alemán Johannes Brahms, una composición contrastante, con fortes y secuencias rítmicas de gran sonoridad orquestal, que arrancó el aplauso de los asistentes al festival, sede del Conservatorio de las Rosas, el más antiguo de América.

Previo al concierto de apertura del encuentro artístico, la secretaria de Cultura del gobierno del estado de Michoacán, Silvia Figueroa Zamudio, y la titular del festival, Mariol Arias Sánchez, dieron la bienvenida al público, llamaron a disfrutar de la música y declararon inaugurado el festival.

La Orquesta Sinfónica de Yucatán retornó a Mérida para continuar con los ensayos y presentar el mismo programa con la violinista Elena Mikhailova, la sensación del momento, los próximos días 25 y 27 de noviembre en el Teatro José Peón Contreras con boletos aún disponibles en taquilla o en venta electrónica. (Boletín)