viernes, 4 de noviembre de 2016

18:06:00
EL VATICANO, 4 de noviembre de 2016.- La Santa Sede rechazó hoy las afirmaciones de la emisora católica italiana Radio María según las cuales los recientes terremotos ocurridos en este país son un castigo divino por las uniones entre personas del mismo sexo.

'Son afirmaciones ofensivas para los creyentes y escandalosas para quienes no lo son', expresó monseñor Angelo Becciu, Sustituto para Asuntos Generales de la Secretaria de Estado, en declaraciones a la agencia ANSA.

Precisó que esas expresiones 'datan del período precristiano y no responden a la teología de la Iglesia', y agregó que la emisora debe corregir el tono de su lenguaje y 'ceñirse más al Evangelio y al mensaje de la misericordia y la solidaridad propugnado con pasión por el Papa Francisco, especialmente en el Año Jubilar'.

Monseñor Angelo Becciu. (ansa)

En un comunicado anterior al pronunciamiento del monseñor Becciu, la redacción de Radio María desmintió las versiones, según las cuales fue su director, el sacerdote Livio Fanzaga, quien hizo los pronunciamientos.

Admitió sin embargo, la existencia de las declaraciones, pero dijo que fueron hechas por un conductor externo a título personal y 'no reflejan absolutamente el pensamiento de la emisora sobre este asunto'.
   
Italia ha sufrido en las últimas semanas varios terremotos. Uno de los más potentes, con una magnitud de 6,5, se sintió el 30 de septiembre entre las regiones de Umbría y Las Marcas y provocó numerosos derrumbes de edificios que estaban ya dañados.

La emisora italiana Radio María, de contenido religioso y que también tiene una versión española, dio hace unos días su particular explicación a los sismos que sufre el país. Un miembro de la emisora, que todavía no ha sido identificado, aseguró que "desde el punto de vista teológico" estos desastres son "una consecuencia del pecado original", "el castigo del pecado original".

En este sentido, llegó a afirmar que los terremotos son "un castigo divino" por los atentados contra "la familia y la dignidad del matrimonio", en referencia al matrimonio homosexual.

Italia aprobó en mayo una ley histórica de uniones civiles homosexuales que provocó la protesta de la oposición y la Iglesia católica. El país sumó entonces a su ordenamiento jurídico una ley que concede a las parejas homosexuales las mismas obligaciones y la mayor parte de los derechos de los matrimonios convencionales, aunque sin el derecho de adoptar niños.(Huffington Post / Prensa Latina)