viernes, 11 de noviembre de 2016

00:03:00
CIUDAD DE MÉXICO, 11 de noviembre de 2016.- La Cámara de Diputados aprobó, en lo general, el proyecto de Presupuesto de Egresos de la Federación (PEF) para el ejercicio fiscal 2017, el cual contempla un gasto neto total por cuatro billones 888 mil 892.5 millones de pesos (mdp), y prevé un déficit presupuestario de 494 mil 872.5 mdp.

Con 438 votos y 36 en contra, se avaló, en lo general, el dictamen que para su discusión en lo particular registró más de 300 reservas a los artículos: 1, 2, 3, 5, 6, 7, 8, 8 bis, 9, 11, 13, 14, 15, 16, 17, 19, 20, 21, 22, 23, 24, 24 bis, 25, 26, 27, 29, 30, 31, 32, 33, 34, 35, 37, 38, 41, 42, 43 y 44. En los transitorios: décimo y adición de uno, así como en los anexos: 1, 2, 5-A, 7, 8, 10, 11, 12, 13,16, 17, 18, 19, 20, 25, 26, 31, 32, 37, 37.2 y adición de uno.

Al fundamentar el documento, el presidente de la Comisión de Presupuesto y Cuenta Pública, diputado Alfredo del Mazo Maza (PRI), dijo que si bien esta cifra considera 51 mil 300 millones adicionales a la propuesta del Ejecutivo, es menor en 0.7 por ciento real respecto del presupuesto 2016.
La Cámara de Diputados aprobó en lo general el dictamen de Presupuesto de Egresos 2017 que contempla un gasto total de 4 billones 888 mil 892 millones de pesos.(Cuartoscuro)

Esta disminución se concentra en la reducción del gasto programable por parte del gobierno federal y de Petróleos Mexicanos, a la que se suma de forma responsable esta soberanía, al disminuir sus recursos en 2.3 por ciento en términos reales.

Resaltó que este presupuesto fortalece el federalismo, pues cerca del 35 por ciento del gasto total será aplicado directamente por los estados y los municipios, lo cual equivale a 1.4 billones de pesos. En especial, para el Fondo de Capitalidad de la Ciudad de México se proponen dos mil 400 millones de pesos para el año 2017.

Del Mazo Maza precisó que se reasignarán 67 mil 707 millones para fortalecer áreas prioritarias, como desarrollo social, campo, justicia, combate a la corrupción, infraestructura y federalismo, rubros que “permiten en su conjunto mejorar las condiciones de vida de los mexicanos”.

A fin de integrar una sociedad con equidad e igualdad de oportunidades, se destinaron 74 mil 800 millones para el desarrollo integral de los pueblos indígenas, así como 319 mil 900 al Programa Especial Concurrente para el Desarrollo Rural Sustentable.

En términos generales, precisó, se habrán de analizar 8 mil 439 millones más para el fortalecimiento del campo, recursos que permitirán impulsar la productividad y la competitividad de este importante sector.

Indicó que en materia de desarrollo social se destina cerca del 64 por ciento del gasto programable, privilegiando programas que contribuyen a reducir la pobreza, como Prospera, al cual se destinan 88 mil mdp en beneficio de casi 7 millones de familias.

Para contribuir a disminuir las carencias sociales se proponen recursos importantes para el acceso efectivo a la salud: 622 mil 600 millones al Seguro Social, 263 mil para el ISSSTE y 121 mil para la Secretaría de Salud. En particular, el Seguro Popular contará con 69 mil millones, para seguir atendiendo a sus más de 65 millones de beneficiarios.

En México, añadió, se privilegia el desarrollo de las capacidades y el empoderamiento de la mujer. Con objeto de promover acciones que eliminen la discriminación y fortalecer una política pública con perspectiva de género, se asignan 27 mil 425 millones para planes que impulsen la igualdad de género.

El diputado Alfredo del Mazo resaltó el fortalecimiento de la política de desarrollo social con mayor inversión en Educación y Cultura. Al rubro educativo se le destinan mil 950 mdp adicionales al originalmente propuesto, en tanto que la Secretaría de Cultura contará con mil 400 millones adicionales.

“Estamos convencidos de que la educación y la cultura son las mejores rutas para la cohesión y la inclusión social, para la prevención de la violencia y para el desarrollo integral del individuo, con el propósito de consolidar la impartición de justicia, la protección a los derechos humanos, así como fortalecer el estado de derecho”.