lunes, 31 de octubre de 2016

18:46:00
CIUDAD DE MÉXICO, 31 de octubre de 2016.- El cardenal Norberto Rivera pidió perdón a la comunidad homosexual en México, a nombre propio y de los sacerdotes a su cargo, por las expresiones utilizadas por religiosos católicos para referirse a ella. (N. de la R. Norberto y los participantes en Courage Latino usan la palabra "homosexual" con cierto disgusto y prefieren decir "hombres y mujeres con atracción hacia el mismo sexo").

“Les pido nuevamente perdón si he utilizado palabras que no son las adecuadas, pero sepan que de ninguna manera mi intención ha sido ofenderles”, expresó el Arzobispo Primado de México el fin de semana en Casa Lago,  una sede de la Conferencia del Episcopado Mexicano.

Su declaración se dio en un evento llamado Courage Latino, “cuyo objetivo es impulsar el apoyo espiritual para hombres y mujeres con atracción hacia el mismo sexo (AMS) que desean vivir una vida casta conforme a las enseñanzas de la Iglesia Católica”.


En ese evento, de acuerdo con una nota informativa publicada en el Sistema Informativo de la Arquidiócesis de México, reproducido abajo, una persona habló su situación, señalando que no encontró apoyo de la iglesia al confesar cuál era su orientación sexual.

“Ni en mi familia ni en ningún lugar encontré jamás el apoyo que yo esperaba; no nos hagan sentir que ni siquiera a la Iglesia pertenecemos”, dijo.

En medio del debate por una propuesta del presidente Enrique Peña Nieto, para incluir en la Constitución el derecho al matrimonio igualitario, la iglesia católica en México, y en específico la Arquidiócesis a cargo de Rivera, ha lanzado diferentes críticas en contra de la comunidad homosexual.

En la publicación del pasado 31 de julio del semanario católico Desde la Fe, la editorial indicó que ser homosexual es una “desviación” que necesita “que se le ayude a corregirla, no que se le propicie caer en ella”.

El 17 de julio pasado,  en su segunda entrega, se leyó lo siguiente: “el ano del hombre no está diseñado para recibir, sólo para expeler” (le contestó Sanjuana Martínez). Además se indicó en el texto que en el sexo lésbico puede haber contagio de enfermedades de transmisión sexual. (Animal Político)

Nunca he intentado ofenderles: Card. Rivera a personas con atracción al mismo sexo

Este 29 de octubre, en la sede de la Conferencia del Episcopado Mexicano, Casa Lago, se llevó a cabo la segunda jornada del Décimo Encuentro “Courage Latino”, cuyo objetivo es impulsar el apoyo espiritual para hombres y mujeres con atracción hacia el mismo sexo (AMS) que desean vivir una vida casta conforme a las enseñanzas de la Iglesia Católica. Al inicio de esta jornada de actividades, el Arzobispo de México, Card. Norberto Rivera Carrera, dirigió un mensaje de aliento a la comunidad de personas con AMS presentes en el recinto.

    Previo a las palabras del Sr. Card. Rivera Carrera, un miembro de la comunidad pidió la palabra para hablar sobre su difícil situación, señalando que a los 23 años de edad acudió a la Basílica de Guadalupe para confesarse, lugar donde el sacerdote lo reconvino preguntándole si no le daba vergüenza sentir eso, lo que le hizo sentir profundamente abatido, y posteriormente tomar la determinación de insertarse en el “mundo homosexual”, donde se contagió de VIH. “Ni en mi familia ni en ningún lugar encontré jamás el apoyo que yo esperaba; no nos hagan sentir que ni siquiera a la Iglesia pertenecemos”.

    Asimismo, el ahora miembro del movimiento Courage de Guadalajara, dijo no estar de acuerdo con la expresión “preferencia homosexual”, que hoy tanto se maneja, ya que parece que se tratara de una simple cuestión de preferencias, como elegir una u otra cosa qué comer. “En absoluto, no se trata de una opción, sino de una orientación. Desearía mucho que los ministros de la Iglesia se enteraran sobre el tema, que se hicieran de información para que no reprendan a las personas con AMS preguntándoles si no les da vergüenza sentir eso”.

Así, el Card. Rivera Carrera pidió perdón, a su nombre suyo y de los sacerdotes de la Arquidiócesis de México, a la comunidad de personas con AMS, por si en algún momento han utilizado expresiones inadecuadas para hacer alusión a ellas. “Ustedes me han preguntado sobre la conveniencia de que personas con AMS acudan a las vicarías a dar pláticas sobre el tema; y yo no sólo lo veo conveniente, sino necesario, ya que no se debe pensar que los sacerdotes lo deben saber todo por el  por el sólo hecho de ser sacerdotes; muchas veces no solamente no los han ensañado en el tema, sino que hasta los han extraviado”.

En cuanto al uso de algunos términos para referirse a determinado sector de la sociedad, señaló que expresiones que a algunos les pueden ofender, a otros les pueden agradar, y viceversa; “a mí, por ejemplo, cuando llegué a los 60 años, ya no me gustó que me dijeran joven; cuando me dieron mi tarjeta de la tercera edad, no me agradó que se refirieran a mí como persona de la tercera edad, para mí lo correcto era que me dijeran viejo; pero otros se enojan si les dicen así; hay quienes se ofenden si se refieren a ellos como discapacitados, y hay quienes se sienten mal de que les digan persona con capacidades diferentes. Por lo que a mí se refiera, les pido nuevamente perón si he utilizado palabras que no son las adecuadas, pero sepan que de ninguna manera mi intención ha sido ofenderles”.

 El movimiento Courage fue fundado en 1980 por el siervo de Dios Cardenal Terence Cooke, Arzobispo de Nueva York, para ayudar a católicos con AMS a vivir una vida casta conforme a las enseñanzas de la Iglesia, considerando que la dignidad y la identidad de las personas cristianas no están determinadas por sus atracciones sexuales, sino por su relación con Jesucristo por medio de la fe, la esperanza y el amor. (Vladimir Alcántara / SIAME)