martes, 4 de octubre de 2016

21:40:00
MÉRIDA, Yucatán, 4 de octubre.- En relación al inicio de los trabajos para la integración del presupuesto a ejercer en el 2017 por parte del Gobierno del estado, la Coordinadora de la Comisión Operativa de Movimiento ciudadano en Yucatán, Silvia A. López Escoffie, señaló que dadas las sobradas evidencias en el sentido de que habrán ajustes muy significativos en rubros como seguridad, educación, agricultura y salud en el presupuesto que la federación ejercerá a nivel nacional, se hará necesario que las autoridades estatales adopten las medidas pertinentes y necesarias para que los niveles de pobreza y precariedad no se conviertan en los factores que aceleren los procesos de expansión de los hechos delincuenciales que día con día se multiplican a todo lo largo y ancho de la geografía estatal. 


Lo que implicara no únicamente el priorizar la conclusión de las grandes obras iniciadas durante lo que va del año, sino que también, abundo, necesitara de la adopción de toda una serie de medidas de austeridad por parte de los altos mandos y mandos medios de la estructura gubernamental de los ámbitos tanto estatal como municipal.

Esto es que:

- Se revisen y se disminuyan los estratosféricos sueldos, sobresueldos y compensaciones que, para mofa respecto el grueso de los trabajadores y las trabajadoras yucatecas, perciben las elites de la burocracia estatal.

- Se erradiquen de las partidas presupuestales todos aquellos gastos de carácter suntuario que únicamente sirven para profundizar las diferencias entre un gobierno opulento y derrochador, con la gran mayoría ciudadana con limitaciones y carencias.

- Se analicen los gastos que se canalizan para la promoción de Yucatán como destino turístico, y se erradiquen aquellos que se han significado por su opacidad e improvisación, como lo es por ejemplo, el Festival del Mundo Maya.

- Se deben priorizar las partidas presupuestales que garanticen de manera plena los servicios de salud, el funcionamiento sin limitaciones de la infraestructura y servicios educativos de la entidad, así como también, garantizar las campañas de carácter mediático de sensibilización y de concientización que aborden de manera prioritaria lo referente al sobrepeso, la obesidad, la diabetes, los suicidios y la cultura de la movilidad en la entidad.

López Escoffié finalizó señalando, que la escases o limitación de los recursos no debe de convertirse en el argumento para que el gasto social sea impactado y en contrapartida se subsidie a incondicionales, a socios o a familiares de las elites tanto económicas como políticas de la entidad. (Boletín)