viernes, 7 de octubre de 2016

19:43:00
BOGOTÁ, Colombia, 7 de octubre.- Sobre las 7:30 de la mañana, tres horas después de que el Comité noruego le concediera el premio Nobel de Paz 2016, el presidente Juan Manuel Santos dio una corta alocución desde la Casa de Nariño.

Acompañado de su esposa, María Clemencia Rodríguez, el mandatario contó que su hijo Martín fue quien le contó la noticia.

“Esta mañana muy temprano me despertó mi hijo Martín para contarme la decisión del Comité noruego de otorgarme el premio Nobel de Paz”, dijo.

El jefe de Estado agradeció el premio, al que calificó como una “honrosa distinción”, y afirmó que lo recibe en nombre de las millones de víctimas que ha dejado este conflicto.

Esta es la llamada con la que en Noruega felicitaron al Presidente Santos.

“Es por las víctimas y para que no haya una sola víctima más, un solo muerto más, que debemos reconciliarnos y unirnos para culminar este proceso y comenzar a construir una paz estable y duradera”, indicó.

El Comité noruego afirmó que el galardón le era concedido al mandatario colombiano por sus "por sus decididos esfuerzos para llevar a su fin más de 50 años de guerra civil en el país (Colombia)".

Santos recalcó que recibía este premio con “gran humildad y como un mandato para seguir trabajando por la paz”.

“A esta causa dedicará todos mis esfuerzos por el resto de mis días (…) Los invito a todos a que unamos nuestras fuerzas, nuestras mentes y nuestros corazones en este gran propósito nacional para que así todos ganemos el más importante premio: la paz de Colombia”.

Santos tampoco dejó de lado a los negociadores de las Farc y afirmó que el premio es un “tributo” para todas las personas que “han contribuido” a que Colombia esté a punto de lograr la paz. (El Tiempo)