lunes, 3 de octubre de 2016

23:33:00
MÉRIDA, Yucatán, 3 de octubre.- La Fiscalía General del Estado (FGE) formuló la imputación en contra de J.C.L.M. por el delito de homicidio calificado, por lo que la Juez de Control del Segundo Distrito Judicial con sede en Kanasín dictó la medida cautelar de prisión preventiva en contra del presunto responsable de ese delito, por lo que permanecerá privado de su libertad hasta la audiencia de vinculación a proceso el próximo 7 de octubre.

El acusado es señalado como presunto responsable de ultimar a la ciudadana Bárbara McClatchie Andrews, de origen canadiense y cuyo cuerpo fue encontrado sin vida el pasado 30 de septiembre a la altura del kilómetro 12+600 de la vía Mérida-Cancún.

Fotos del homenage a Barbara McClatche

Tras su hallazgo y después de realizar la necropsia de ley, se determinó que la causa de muerte de la occisa fue asfixia por estrangulamiento; ante los hechos, la FGE comenzó con las diligencias necesarias que permitieron obtener datos de prueba suficiente para pedir una orden de aprehensión en contra del indiciado, la cual fue ejecutada el 2 de octubre pasado.

Los hechos posiblemente delictuosos ocurrieron, presuntamente, el 30 de septiembre de este año cuando la mujer se trasladaba desde Cancún, Quintana Roo, hacia esta capital a bordo de un vehículo de pasajeros que era conducido por el imputado, un veracruzano chofer de taxis del ADO residente en la población de Kinchil.

Elementos de la nueva Policía Estatal de Investigación ejecutaron la orden de aprehensión obtenida por la Fiscalía General del Estado (FGE) en contra de J.C.L.M. por su presunta participación en hechos delictuosos en los que perdió la vida la ciudadana B.M.A., de nacionalidad canadiense, en días pasados.

La Fiscalía conformó la carpeta de investigación que aportó los datos de prueba suficientes ante el Juez correspondiente, quien tras analizar los mismos, concedió la orden solicitada por esta corporación, misma que se ejecutó el 2 de octubre.

Los hechos posiblemente delictuosos ocurrieron, presuntamente, el pasado 30 de septiembre, cuando la occisa se transportaba desde Cancún, Quintana Roo, hacia esta capital a bordo de un vehículo de pasajeros que contrató en esa ciudad; de acuerdo con las indagatorias, el presunto homicida es el chofer de ese vehículo, quien es originario de Veracruz.

Tras ocurrir los hechos, el cuerpo de la occisa fue encontrado a un costado de la vía Mérida-Cancún, a unos cuantos kilómetros antes de llegar a esta capital. La principal línea de investigación es el robo como móvil del crimen.

La Fiscalía integró la carpeta de investigación que aportó datos de prueba suficientes ante el Juez correspondiente, quien tras analizarlos concedió la orden de aprehensión solicitada por esta corporación y que se ejecutó ayer.

Gracias a la buena coordinación y la suma de esfuerzos de las distintas corporaciones de seguridad pública del estado se logró ubicar y aprehender al presunto agresor, mismo que ya fue puesto a disposición de las autoridades y se encuentra en espera para resolver su situación jurídica.