jueves, 22 de septiembre de 2016

17:29:00
MÉRIDA, Yucatán, 22 de septiembre.- Respecto a las acciones de vivienda emprendidas por el Ayuntamiento de Mérida, la coordinadora de Movimiento Ciudadano en Yucatán, Silvia López Escoffié, señaló que se debería cuestionar, desde un inicio, por qué se puso este alcalde a hacer casas.


Explicó que en la Constitución están totalmente divididas y definidas las funciones que tiene cada orden de gobierno para atender las necesidades de la población y que entre las facultades y obligaciones de los Ayuntamientos para nada figura la construcción de vivienda.

El 115 Constitucional, detalló, es muy específico respecto a las atribuciones de este orden de gobierno, y para nada en absoluto habla de vivienda.

Esta situación, señaló, da elementos para cuestionar si las obligaciones de la Comuna están verdaderamente atendidas.

Cómo es posible que se pongan a hacer casas cuando el dinero que recibe el Ayuntamiento debe ser destinado al suministro de agua potable, baches, escarpas y servicios públicos.

Silvia López recordó que en su momento también se cuestionó cómo tras el paso del huracán Isidoro el entonces gobernador se puso a regalar casas para beneficiar su figura política, señalando que el cuestionamiento a la a comuna meridana debería ser aún más severo.

El Centro Histórico de la ciudad, dijo, es un gran pendiente donde habría que entrar a fondo, destacando el deplorable estado de sus calles:

"Aunque ahorita se han arreglado algunas esto no es suficiente para atraer al turismo y estar a la altura de lo que requiere la ciudad".

Adicionalmente, a pesar de que repararon algunas calles y escarpas, persiste la falta de seguridad en las aceras, pues algunas de éstas son muy angostas, midiendo 30 centímetros o menos.

Por ello, la coordinadora estatal de Movimiento Ciudadano consideró necesario ver que la ciudad esté provista de todas sus necesidades antes de ponerse a hacer casas, las cuales encima de todo se están haciendo a la ligera y probablemente se entreguen en mal estado.

"Para mí incluso habría una violación constitucional, no obstante, sería exagerado iniciar una sanción, pero sí cuestionaría severamente al alcalde por estar haciendo viviendas cuando no es facultad del Ayuntamiento, ya que, aunque no esté expresamente prohibido, las autoridades solamente pueden hacer lo expresamente permitido", explicó Silvia López. (Boletín)