miércoles, 10 de agosto de 2016

22:57:00
BRASIL, 10 de agosto.- La dupla que integran el yucateco Rommel Pacheco y Jahir Ocampo finalizó en el quinto lugar en la prueba de trampolín de 3 metros sincronizados, con lo que, otra vez, México dejó escapar la posibilidad de subir al podio.

Pacheco y Ocampo en Río 2016 (foto: Wong Maye-E)

Los mexicanos sumaron 405.30 y se colocaron detrás de Gran Bretaña, Estados Unidos, China y Alemania.

En su último clavado –el de mayor grado de dificultad que fue calificado con 77.52 puntos–, Pacheco y Ocampo reclamaron a los jueces que instantes antes de la ejecución se encendió un reflector con una luz potente que los deslumbró.

Los clavadistas llegaron hasta la mesa de jueces de la Federación Internacional de Natación (FINA) y, al parecer, les autorizaron repetir el salto. Subieron al trampolín y, cuando se preparaban para ejecutarlo, por el sonido local se escucharon las calificaciones.

Al bajar, nuevamente se acercaron a los jueces para reclamar, hasta que su entrenadora, la china Ma Jin, les pidió que dejaran que continuara la competencia.

En la competencia Rommel Pacheco, en sus terceros Juegos Olímpicos, realizó saltos de gran calidad. Por su parte, Ocampo lució errático, pues no alcanzaba a entrar en posición completamente vertical o entraba al agua con las piernas ligeramente pasadas.

La sorpresa la dio la pareja de Gran Bretaña, Chris Mears y Jack Laugher, que se llevó el oro con 454.32 puntos. La plata fue para los estadunidenses Mike Hixon y Sam Dorman con 450.21. El bronce fue para Yuan Cao y Kai Qin con 443.70. (Con información de Proceso)