sábado, 20 de agosto de 2016

21:53:00
MÉRIDA, Yucatán, 20 de agosto.- El día de hoy concluyó en la videosala del Centro Cultural Olimpo la primera edición del curso "La magia de la fotografía, teoría y práctica", a cargo del fotógrafo Alejandro Poot Molina.

El curso se celebró los sábados 13 y 20 de agosto en el Olimpo (foto: José Repetto / ver galería de participantes en Facebook)

Entrevistado previo a la clausura del evento, el referido comentó que comenzó a tomar fotografías por accidente en 2007, a raíz de que sintió un vacío en su vida.

"Me enamoré de la vida con la fotografía", expresó "Chelón", como se le conoce en los pasillos del Palacio Municipal.

La fotografía, destacó, es una forma de vida y la cámara una extensión del cuerpo mismo.

Cuando se le preguntó qué género de esta disciplina le gusta más, respondió que el fotógrafo debe cubrir todas las áreas, tales como retrato, paisaje, naturaleza y foto histórica.

Al parecer de Alejandro, no se debe emplear el modo ráfaga sino que debe tomarse una imagen por tiro, pues de otra forma ya no tendría chiste sacar una buena foto, salvo en caso de deportes como los juegos olímpicos o las carreras del hipódromo.

El entrevistado anticipó que está trabajando en varios proyectos, tal como una exposición "de ánimas" itinerante a inaugurarse el próximo 25 de octubre en el Olimpo.

Adicionalmente, para principios del próximo año planea fotografiar a personas de la tercera edad en las comisarías de Mérida para ilustrar el sufrimiento, las necesidades y el dolor que viven, empleando fotografía de gran formato.

"El fotógrafo es egoísta, ve competencia si tú le enseñas a alguien", dijo, señalando sin embargo que en países como Japón desde niños se enseña esta disciplina para desarrollar la sensibilidad y que aquí se debería seguir esta pauta.

"Chelón" comentó que su primera cámara fue una Sony 200. Actualmente utiliza una Canon 700 y una Nikon 7100.

Adicionalmente, señaló que los 38 participantes que asistieron este día tuvieron la oportunidad de fotografiar al sacerdote maya Tiburcio Can y a la actriz de teatro regional Narda Acevedo "Chonita", la más reciente recipiendaria de la medalla Héctor Herrera "Cholo".

Durante la clausura, se entregó una constancia a aquéllos que asistieron a las dos sesiones del curso, constituyendo la primera generación, y se planteó la posibilidad de realizar uno adicional para aquéllos que fueron hoy por primera vez.

Poot Molina agradeció la participación de los asistentes, recomendándoles continuar con la práctica y ser constantes en ésta.

Kirbey Herrera Chab, subdirector de Cultura para el Desarrollo, expresó que la participación superó las expectativas, felicitando a Poot y señalando que no se le valoraba como debiera ser, celebrando que la Dirección Cultura aprovechara un talento nato y propio del Ayuntamiento de Mérida.

Valerie Amador Hurtado, subdirectora de Innovación Cultural, expresó que la fotografía es una pasión que se vive y descubre, celebrando la buena participación en el curso hoy clausurado.

La funcionaria señaló que están orgullosos de que Alejandro Poot forme parte del equipo de Cultura y que varias de sus fotos fueron exhibidas en China hace poco.

El acto también contó con la presencia de Luis Sánchez, administrador del Olimpo.

Entre los participantes se encontraban Bernardo Caamal Itzá "Arux"; Fernando Acosta Granados, fotógrafo de Punto Medio y Daniel Salamanca Ruiz, asistente del regidor José Luis Martínez Semerena, entre otras personas. (José Repetto)