martes, 12 de julio de 2016

20:52:00
CIUDAD DE MÉXICO, 12 de julio.- En una elección sin competencia interna, Enrique Ochoa tomó protesta este martes 12 julio como el nuevo presidente nacional del Partido Revolucionario Institucional (PRI).

En su primer mensaje como dirigente del tricolor, el ex titular de la CFE  se refirió a las acusaciones de corrupción en contra de gobernantes priistas. “Cuando uno de nuestros militantes se corrompe, lastima al partido y a sus simpatizantes”, dijo.

“Es inaceptable tapar el sol con un dedo, debemos reaccionar. El PRI debe ser garante de honestidad de sus gobiernos, tenemos que ser un partido que señale la corrupción de los gobiernos emanados de nuestras filas (…) exigir incluso su destitución“, agregó Ochoa tras tomar protesta como presidente de su partido en sustitución de Manlio Fabio Beltrones, quien renunció tras el descalabro electoral del 5 de junio pasado.

Lee: Peña va contra nombramientos que blindan a los gobernadores Javier Duarte y Roberto Borge

Ese mensaje ocurre mientras los gobernadores de Veracruz y Quintana Roo, Javier Darte y Roberto Borge –ambos priistas–, enfrentan acciones de inconstitucionalidad, promovidas por la PGR, por haber hecho propuestas que presuntamente los blindan de acusaciones de corrupción en su contra.


Ni Duarte ni Borge asistieron al evento de toma de protesta realizado en la sede nacional del tricolor.

Ochoa dijo estar consciente de que asume el cargo –cuyo periodo concluye en 2019– en “momentos particularmente difíciles” para México y el PRI que ponen a prueba la capacidad del partido oficialista para “concebir y proponer soluciones democráticas para dignificar la política y conectar de nuevo con los ciudadanos”.

El ex titular de la CFE prometió que esta semana presentará sus declaraciones patrimoniales 3 de 3 y que en los primeros 100 días de su mandato visitará las sedes del PRI en todos los estados.

Enrique Ochoa es un abogado y economista, con un doctorado en ciencias políticas por la Universidad de Columbia.

Antes de la Comisión Federal de Electricidad, se desempeñó como subsecretario de Hidrocarburos, un puesto considerado clave para que avanzara una histórica reforma de Peña Nieto en materia energética, a través de la cual se eliminó el monopolio estatal que tuvo el país por más de 75 años y se abrió el sector a la iniciativa privada.

Analistas consideran que Ochoa fue escogido por el propio presidente Peña Nieto para dirigir al partido, en una aplicación de viejas prácticas en las que el mandatario en turno tenía gran influencia sobre lo que ocurría al interior del PRI.

“Es un ‘dedazo’, es un movimiento que hace el presidente Enrique Peña Nieto, que necesita mover sus fichas en el tablero para preparar todo para la elección del 2018″, dijo a AP Ivonne Acuña, experta en política y académica de la Universidad Iberoamericana.

Ochoa deberá enfrentar hacia el interior del PRI voces críticas de algunos militantes, incluidos expresidentes del partido y exgobernadores, que se quejan de que no tiene experiencia partidista y que el proceso no se abrió a consulta de las bases del grupo político.

Ayer lunes, Ochoa se registró como candidato para ocupar la presidencia nacional del PRI, en sustitución de Manlio Fabio Beltrones, que renunció al cargo tras la derrota que sufrió ese partido en las pasadas elecciones del 5 de junio.

También presentó su registro para dirigir al PRI, el militante Hugo Díaz Thomé.  Sin embargo, sólo presentó “tres hojas con un plan de trabajo, y al no presentar ningún otro documento requeridos en la convocatoria, se le otorgó el derecho de audiencia y se le informó, ante Notario Público, que tiene un plazo de 12 horas para subsanar las inconsistencias de su registro”, detalló el PRI.

Durante un mensaje en el patio de la sede nacional del tricolor, Ochoa hizo un llamado a los gobernantes priistas a ser un ejemplo de transparencia y rendición de cuentas.

“Los gobiernos emanados del PRI deben de ser los principales responsables de tener espacios de transparencia y rendición de cuentas(…) El partido debe de ser un vigilante de que sus gobiernos reflejen los ideales y compromisos sociales y políticos del partido”, dijo. (Animal Político / AP / apro)