sábado, 25 de junio de 2016

19:33:00
CIUDAD DE MÉXICO, 25 de junio.- La vanguardia de la XXXVIII Marcha del orgullo LGBTTTI llegó al Zócalo poco antes de las dos y media de la tarde. Al final, se reportaron 200,000 asistentes.

En el camino que recorrieron desde el Ángel de la Independencia hasta este punto, miles de ciudadanos observaron el paso de los contingentes, que fueron encabezados por familias lesbo y homoparentales.

Marcharon también cientos de integrantes de organizaciones civiles y empleados de 12 bancos y empresas -ninguna de ellas mexicana- que pertenecen a la red Pride Connection, que promueve la inclusión de la comunidad Lésbico, Gay, Bisexual, Transexual (LGBT). También la embajadora de Estados Unidos, Roberto Jacobson.

La mayoría de los miles que se unieron a esta movilización marcharon por Paseo de la Reforma y Avenida Juárez, que es el camino que siguió la marcha rumbo a la Plaza de la Constitución.

Banderazo de salida por el secretario de Desarrollo Social, José Ramón Armieva; la presidenta de la COPRED, Jacqueline L'Hoist, entre otros. (Foto Eduardo Hernández)(Más fotos en Facebook)

En el Zócalo dio inicio una serie de actividades culturales, que terminarán con un concierto de la cantante Alejandra Guzmán, artista aliada del movimiento.

"Este día es histórico, porque le tenemos que decir a la sociedad que somos iguales, que no les tenemos que pedir permiso para ser quienes somos, que exigimos nuestros derechos", dijeron antes de partir miembros del Comité IncluyeT, que organiza la movilización.

Felipe Nájera, de la Organización de familias diversas, dio un mensaje a nombre de las familias que encabezan la marcha. "A partir de ahora debemos estar unidos para hacer que la iniciativa del presidente Enrique Peña Nieto pase y haya matrimonios igualitarios en toda la República Mexicana", dijo.

Otras que tomaron la palabra fueron las representantes de la Red de madres lesbianas de México. Consideraron que en México y el mundo "nos encontramos en un momento aterrador" en el que líderes de iglesias y organizaciones promueven discursos de odio y discriminación en contra de las familias diversas. "Exigimos que paren las campañas de odio que están orquestando en contra de nuestras familias".

En el arranque de la marcha estuvieron, entre otros, el secretario de Desarrollo Social de la Ciudad de México, José Ramón Amieva, la presidenta del Consejo Nacional para Prevenir la Discriminación (Conapred), Alexandra Haas, y Jacqueline L´Hoist, titular del Consejo para Prevenir y Eliminar la Discriminación de la Ciudad de México.

Decenas de carros alegóricos avanzaron por los carriles centrales de Reforma, que está cerrada a la circulación, y miles los ven pasar. En ellos, jóvenes disfrazados, tocaban música y bailaban.

La masacre de Orlando tambié fue recordada por los participantes. El asesinato de 50 personas en un club gay de la ciudad ubicada en la península de Florida duele a muchos de ellos y así lo hacen saber en sus pancartas.

En el enorme contingente marchan también representantes de las embajadas de Estados Unidos, Reino Unido, Holanda, Francia y Dinamarca, de acuerdo con los organizadores. (La Jornada / El Universal)