domingo, 26 de julio de 2015

23:41:00
BUENOS AIRES, Argentina, 26 de julio.- Una chica de entre 10 y 12 años se inmoló ayer en Maroua, una ciudad del norte de Camerún, provocando la muerte de por lo menos 20 personas. Hay 50 heridos. El atentado tuvo lugar en una zona de bares y se produjo tres días después de que un doble atentado suicida a cargo de dos niñas menores dejaran 15 muertos en la misma localidad.

En los últimos meses, el norte de Camerún fue objetivo de numerosos ataques terroristas. Desde el 12 de julio, cuando un atentado suicida tuvo lugar en la ciudad de Fotokol, también en el norte y muy cerca de la frontera con Nigeria, el país reforzó las medidas de seguridad. En la zona, por ejemplo, se prohibió el uso del velo integral a las mujeres.

Un herido en el doble ataque suicida del 22 de julio. (AFP)

La prensa hablaba esta mañana de una nena de 10 años que había encarnado el ataque. Según especialistas locales, todos los indicios indican que el grupo Boko Haram fue el responsable.

Durante las últimas semanas, la organización terrorista mató a más de 500 personas en Nigeria, Chad, Camerún y Níger.

Una fuerza multinacional integrada por Nigeria, Chad, Camerún, Níger y Benín combate a Boko Haram en el noreste de Nigeria y las zonas fronterizas con los países vecinos. Aunque la ofensiva logró importantes avances contra el grupo islamista extremo, ahora parece haberse estancado.

En respuesta a esta fuerza regional, Boko Haram amenazó con extender su campaña de ataques a los países vecinos y ya ha perpetrado sus primeros atentados suicidas en Chad y Camerún, que han costado la vida a decenas de personas. (Clarín / EFE/Yahoo)